El italiano afincado en España Francesco Zampacavallo, con el valenciano Carlos Francés, comenzó mandando en la primera jornada del Nacional de Vaurien que arrancó ayer en Raxó. Los miembros del equipo de regatas del Real Club Náutico de Valencia y vigentes campeones mundiales de la especialidad obtuvieron tres puntos en su haber resultantes de los dos parciales 2-1.

Los hermanos Leirós, Jaime y Alfonso, campeones mundiales en 2012, navegan en sus aguas locales de la Ría de Pontevedra, lo que les ha llevado a tomar buena lectura de los cambios meteorológicos que se produjeron ayer, con viento franco en las dos mangas disputadas del Suroeste, con distintas intensidades, 10 nudos en la primera prueba y 7 en la segunda. Ocupan puesto de plata provisional con 4 puntos (1-3).

El bronce provisional es para el campeón mundial de 2017 Pablo Cabello, que en esta cita nacional navega con el proel Mario Pérez, ambos del náutico olívico, con un punto más que los segundos (3-2).

La primera tripulación en féminas son las también campeonas del mundo Paula y Paloma González, del Real Club Náutico Vigo. Las hermanas, naturales de Poio, ocupan el quinto puesto en la general absoluta con 11 puntos (6-5).

La segunda jornada del nacional está previsto que comience a las 10.00 horas, saliendo al agua 45 minutos antes para llegar con tiempo al campo de la regata.