21 de agosto de 2017
21.08.2017

Luisito: "Defendimos con una parsimonia tremenda"

"Así no vamos a ningún lado, no entreno a cadetes, sino a profesionales", aseguró

21.08.2017 | 04:35
Luisito, durante un encuentro en Pasarón. // Gustavo Santos

Luisito se mostró muy "molesto" al término del encuentro. El técnico del Pontevedra destacó que su equipo había perdido porque "defendió con una parsimonia tremenda". "Tristemente no fue el inicio que queríamos. hubo una diferencia muy grande entre dos equipos: la intensidad defensiva. Lo normal es salir de aquí goleados", señaló.

El preparador teense añadió que "en un campo como este no te pueden meter un gol de risa a los 50 segundos". Luisito destacó que durante la semana, incidió mucho en la forma de atacar del Celta B: "Todo lo que entrenamos vino en mi contra. Por eso el culpable soy yo".

El entrenador del Pontevedra calificó el segundo tanto como "una verbena". "Un saque de portería a media altura no puede pasar enmedio de dos centrales. Así no tenemos nada que hacer, porque en esta categoría es muy difícil remontar resultados. Con la intensidad que tuvimos hoy no vamos a ningún lado. Hay que cambiar el chip pero ya", afirmó con rotundidad.

Luisito siguió incidiendo en el apartado defensivo del equipo al destacar que su equipo sabía que el Celta B iba a jugar a repliegue y contraataque, pero aún así fueron capaces de sorprenderles. "Además es que ganaron todos los duelos individuales. Eso no puede ser. Estoy muy cabreado, así que prefiero morderme la lengua antes que decir lo que pienso", apuntilló.

Sobre la pregunta de si el hecho de ser un equipo con muchas novedades afectó a la falta de automatismos, Luisito no lo negó, aunque recalcó que "ellos también eran muchos nuevos". "Es que yo entreno a un equipo de alto rendimiento, no a cadetes. Nos metieron dos goles imperdonables para un equipo de nuestro nivel. Si tengo que empezar a entrenar como si fuesen cadetes, tengo un problema muy serio", aseveró.

En el apartado positivo, el técnico destacó la mejoría del segundo acto. "El equipo tuvo arrestos para irse a por el empate y no entregarse nunca. Mejoramos en el juego y generamos varias ocasiones. Tuvimos cuatro y metimos una. Estuvimos mal en la finalización, pero es que el gol vale mucho dinero", finalizó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine