El Somozas contará el domingo con dos bajas importantes para recibir al Pontevedra ya que no podrán jugar por sanción federativa con Álex Bao y Piscu. El exgranate fue expulsado en la pasada jornada en Villalonga tras recibir dos cartulinas amarillas, mientras que Piscu tendrá que cumplir un partido por acumulación de cartulinas amarillas.

El cuadro que dirige Míchel Alonso llega muy necesitado al encuentro tras sumar solo un punto en las últimas cuatro jornadas frente al Narón en Pardiñas. Con anterioridad había perdido frente al Racing de Ferrol y Céltiga, y en la pasado lo hizo en Villalonga.

El Somozas afronta el partido con una diferencia en contra de cuatro puntos con el Pontevedra y en la novena posición en la clasificación.