El Codigalco Carmelitas se reunió con el regidor municipal de Ourense en busca de apoyo de las instituciones para lograr solicitar la plaza en la LF2, en caso de haber vacantes, o sino crear un proyecto sólido en la Primera División Nacional. 

Así, la directiva del club le comentó al alcalde la situación en la que se encuentra el equipo después de que la Federación Española de Baloncesto créase una categoría intermedia entre la LF1 y la LF2.

Ourense quedaría como la única capital de provincia gallega que no cuenta con equipo profesional femenino. Para evitar esto el alcalde aseguró que el Ayuntamiento colaborará con el proyecto deportivo y acompañará “en la medida de lo posible” sus pretensiones”. 

Desde el club hicieron hincapié en la importancia del apoyo para que la ciudad sea “  reconocida en el ámbito del deporte femenino”.