"No vemos nada imposible". Gonzalo Iglesias, entrenador del Ourense Envialia, minutos antes de acometer el último entrenamiento en Ourense. El siguiente ya será en el Martín Carpena de Málaga, mañana a las seis, previo paso satisfactorio de los test antiCovid.

El Alcorcón espera el viernes, a las ocho; si ganan, las blanquinegras se jugarán el título con el Burela el domingo desde las cinco y media, en ambos casos con el canal Teledeporte ofreciéndolo en directo.

"Es complicado poder decir en qué punto de preparación llegamos a Málaga, las sensaciones son buenas, yo creo que llegamos bien. Pero es verdad también que no hemos jugado partidos. Eso sí, considero que tanto Alcorcón como nosotros tenemos una ventaja sobre el Burela, ese partido previo, el conocimiento de la pista, puede ser muy valioso", relata.

Contra Vanessa (Sotelo) ¿la otra Vanessa (Barberá)? "Sabemos que es muy difícil pararla, lleva el gol en la sangre, además que ha progresado mucho en los últimos años. Es una jugadora muy difícil de anular, pero no debemos obsesionarnos con eso, sabemos que Alcorcón tiene otras muchas jugadoras que pueden decidir".

"Estamos a dos partidos de un título de liga, el camino para Alcorcón y nosotros es mucho más accesible que si tuviéramos que ganarlas a doble partido", finaliza.