Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"A la larga fue mejor un 5-0 que cinco 1-0"

"Hace dos o tres semanas las cosas pintaban mal, aquella reunión con el cuerpo técnico y la directiva, con lo que se vuelve a demostrar que ganar es la mejor medicina, dos victorias seguidas y ahora todo se ve de otra manera", detalla el ariete ourensano, que añade que "es verdad que la situación no llegó nunca a ser dramática, no es decir que estábamos en puesto de descenso y lejos de la permanencia. En esa reunión nos dijimos que había que apretar, que había que empezar a ganar. Como jugador que soy, me encanta ganar jugando bien, pero por encima de todo lo que quiero es sacar los partidos, si tiene que ser jugando mal también me vale. Tienes que darlo todo en el campo, yo me pongo en la grada y no quiero tener que reprocharle nada a ningún futbolista de mi equipo. Nos dimos cuenta que era necesario un cambio de actitud, aunque es verdad también que el equipo ha estado siempre unido".

Compartir el artículo

stats