El portero de la UD Ourense destacaba la relevancia de los tres puntos cosechados en O Morrazo. "El partido se nos pone bastante de cara en el minuto 10 con el penalti y la expulsión, y en la siguiente jugada que tenemos de ataque, en la falta, marcamos el segundo. Sabíamos que a pesar de jugar con uno menos, tienen calidad arriba. Tienen el equipo trabajado, tienen movilidad, pero nos hicimos fuertes defensivamente y luego, a la contra en la segunda parte, pudimos meter más goles sin pasar apuros excesivos. Es complicado jugar 80 minutos con diez, y lo aprovechamos bien para sacar tres puntos fundamentales", indicaba Pato Guillén.

El uruguayo se fijaba también en el coeficiente de goles ganado al Alondras: "Quedan 13 partidos, una vida, pero este era uno de esos partido de los que marcas. Sabíamos que de ganar abríamos una brecha con ellos, más el golaverage, que esas cosas también hay que empezar a mirarlas. Contento y que siga".

Pato Guillén mostró su agradecimiento también al respaldo recibido desde la grada: "Es espectacular, no pensé que viniera tanta gente, y es de agradecer el apoyo". El guardameta espera que las lesiones se queden en susto: "En una temporada pasan estas cosas, lesiones, tarjetas. No adelantemos acontecimientos, que se hagan las pruebas y esperemos que no sea nada, o lo menos posible, para que estén cuanto antes. Germán también anda con problemas, lo bueno es que, entre quien entre, está respondiendo bien y eso es lo bueno que tiene este grupo".