08 de diciembre de 2018
08.12.2018

Visita a un hogar seguro

La UD Ourense se enfrenta mañana a un Choco que ha sumado 17 de sus 18 puntos en Santa Mariña ä "En casa nos sentimos cómodos, pero me espero un partido complicado", augura el técnico de los redondelanos

08.12.2018 | 03:45
Gonzalo Fernández, técnico del Choco, da una indicación. // Marta G. Brea

La Unión Deportiva Ourense quiere recuperar sus buenas prestaciones como forastero en el encuentro que le medirá a las 17.00 horas de mañana al Choco en el campo de Santa Mariña. Los de Fernando Currás, con las bajas por acumulación de tarjetas de Diego Vieytes y Rubén Arce, se reencuentran con el césped sintético en un escenario en el que ningún visitante se ha ido con los tres puntos.

El entrenador del conjunto de Redondela, Gonzalo Fernández, se muestra satisfecho con la marcha de la temporada. "Estoy contento con el rendimiento del equipo, aunque en el último mes y pico hemos tenido muchas lesiones y algún que otro problema para entrenar con un número importante de jugadores. Y eso se nota a la hora de competir, pero el objetivo es lograr más de 20 puntos en la primera vuelta y está dentro de lo posible", expone el técnico.

Llama la atención el contraste de los resultados, con 17 de los 18 puntos cosechados como anfitriones. Gonzalo Fernández reconoce que lleva tiempo "dándole vueltas al hándicap del rendimiento de casa y fuera", aunque aduce el calendario en defensa propia: "Nos coincidieron partidos en Ferrol, Santiago, Laracha, Bergantiños y Ourense, que son rivales muy duros. Sabemos que tenemos que mejorar porque en casa, en algún momento, dejaremos de tener esos números. Hay que mejorar en los dos siguientes fuera contra Porriño y Boiro y sacar puntos. Si ganas uno de los dos, te vas a más de 20 y, con un rendimiento bueno en casa, ya lo ves de otra forma".

Como locales, no hay peros: "En los siete que jugamos, merecimos ganar. Contra el Arenteiro fallamos un penalti en el 94 y el día del Somozas fue el mejor partido del Choco, generando ocasiones y acabas 1-1. Nos sentimos muy cómodos. En algún momento dejaremos de estarlo, porque los otros saben a donde vienen". A Gonzalo Fernández también le gusta el estilo de juego que practican: "Somos un equipo que maneja bien el balón y que en casa genera muchas ocasiones. Yo voy a ver al Choco y creo que juega bien. Contra el Arosa sufrimos y hay que darle la enhorabuena a nuestro portero Cortegoso, pero tuvimos el 2-0 en dos mano a mano. El Choco es un equipo bonito de ver, que intenta jugar bien. Al principio, fuera de casa, nos penalizó un poco, pero ahora somos más competitivos. Intentamos ajustar cosas y por ahí estoy contento, pero es cierto que tenemos que saber dónde estamos".

En Redondela entienden que esa racha doméstica está en riesgo con los dos próximos visitantes, UD Ourense y Barco. "El del domingo es un partido muy complicado, mucho. Los dos siguientes en casa son los dos más difíciles, contra equipos que lo tienen muy claro y con jugadores muy asentados en la categoría, que saben manejar los tiempos. Tienen buenas individualidades y la UD Ourense encaja muy pocos goles, es una barbaridad. Nos va a exigir estar a nuestro mejor nivel, pero cambia el escenario, no es el Couto, y en casa vamos a competir. Lo haremos contra cualquiera".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook