Juan del Arco anuncia su retirada del balonmano

El ya exjugador del Frigoríficos del Morrazo fue operado a finales de diciembre de una lesión en la rodilla izquierda | "Lo mejor para mi futuro personal y familiar lo mejor era la retirada", explicó hoy en una emotiva comparecencia, rodeado de compañeros y familia

Juan del Arco junto a su esposa y sus hijas, con la camiseta con el dorsal de su padre, y el resto de sus compañeros, hoy en O Gatañal.

Juan del Arco junto a su esposa y sus hijas, con la camiseta con el dorsal de su padre, y el resto de sus compañeros, hoy en O Gatañal. / Gonzalo Núñez

El Frigoríficos del Morrazo-Construcciones Castro se queda sin su Barba. El central Juan del Arco anunció hoy a mediodía su retirada, en un acto en el que estuvo arropado por la directiva y cuerpo técnico, compañeros y su familia, con sus dos hijas pequeñas -Aisha y Miah- vistiendo la camiseta con el dorsal 39 de su padre. El ya exjugador del Balonmán Cangas llevaba meses meditando su adiós a la práctica del balonmano al más alto nivel después de la lesión en su rodilla izquierda, que le impidió acabar la primera vuelta del campeonato y de la que tuvo que ser operado a finales de diciembre. “Mi sueño era retirarme jugando. Siempre deseas despedirte de compañeros y de la práctica profesional jugando. La operación a priori parecía sencilla, pero luego resultó no ser así y al final tuvimos que tomar la decisión de que lo mejor para mí, para mi futuro no profesional y para el futuro personal y familiar lo mejor era la retirada”, explicaba visiblemente emocionado.

Durante su comparecencia Juan del Arco no pudo contener las emociones y las lágrimas, sobre todo al referirse a su familia, en especial a su esposa Silvia. “Nos conocimos gracias al balonmano. Ella sacrificó su vida para dejarme a mí vivir la mía. Creo que no me va a dar tiempo a devolverte todo lo que has hecho por mí”, le decía durante la rueda de prensa. Del Arco estaba flanqueado por el presidente del club, Alberto González, y por el director deportivo del Cangas, Óscar Fernández, que destacaron que la presencia en Cangas del internacional español durante estas dos temporadas fue “un privilegio y un regalo, no solo por su calidad deportiva, sino por la humana”. “Hay jugadores que están aquí muchos años y dejan una pequeña marca. Y hay otros que están poco tiempo, pero que dejan una gran marca”, afirmaban desde la directiva del Frigoríficos sobre el paso de Juan del Arco.

El exjugador tuvo palabras de cariño y agradecimiento hacia sus compañeros y para la afición de O Gatañal, con una mención también para la Marea Azul. Y confesó que, tras una dilatada trayectoria deportiva tanto en España como en el extranjero, “no hay nada comparable” a la afición de Cangas y O Gatañal. “Lo que se vive aquí, lo que se transmite… La cercanía y el respeto a los jugadores, jamás escuchas una mala palabra y cuanto peor van las cosas más te animan”, alababa Del Arco.

Su futuro profesional es aún una incógnita, aunque no faltan voces que ven en él a un futuro entrenador. Lo que está claro es que seguirá en Galicia -la familia de su mujer es de Vigo- y que seguirá acudiendo como un aficionado más a O Gatañal para animar al Frigoríficos. “Espero que podamos salvarnos sin necesidad de jugar el play down y que el equipo pueda disfrutar de la Copa del Rey”, concluía.