Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fútbol - Segunda Autonómica

Bueu, Cruceiro y Domaio saltan al ruedo

Técnico y jugadores del Bueu tras un entrenamiento de esta semana. | // FDV

Año y medio más tarde Bueu, Cruceiro y Domaio regresarán al césped al mismo tiempo que lo hace la Segunda Autonómica. Lo harán con muchas variaciones en sus respectivas plantillas y en una temporada en la que las incertidumbres son más grandes que las certezas. Bruno Gago se mantiene al frente de un Bueu que ha sufrido bajas de consideración y Diego Pedrido seguirá en un Domaio en el que no pudo llegar a estrenarse. El único cambio en el banquillo es el de Diego Paz, “Pasu” que asume la dirección del Cruceiro en sustitución de Óscar Sánchez.

Asegurar la permanencia como objetivo inicial y luego llegar donde la competición lo permita. Ese es el objetivo común de Bueu, Cruceiro y Domaio a escasas horas del inicio del campeonato en la Segunda Autonómica.

Bruno Gago sigue en el banquillo de un rejuvenecido Bueu que debe hacer frente a las bajas de Íker, Vivi (este ya jugó el año pasado en Beluso), Róber, Dapiga, Varo y Aron. “Tenemos mucha gente de primer y segundo año y nos cuesta mucho hacer goles”, señala el técnico en una primera radiografía de su escuadra. Eso sí, está convencido de que “iremos a más a lo largo de la temporada”.

Los buenenses rejuvenecen un equipo en el que Bruno Gago sigue al frente

decoration

La plantilla está integrada por los porteros Falcón, Pesqueira (Domaio) y Borja Casal (salido de juveniles el año pasado); los defensas Berto, Durán, Joserra, Coya, Risi, Víctor y Rulo (Moaña Juvenil); los centrocampistas Cervi (Alondras Juvenil), Mole y Neli (Bueu Juvenil), Fran, Jandro y Lito; los extremos Jesús, Santi y Hugo Pérez (Alondras Juvenil) y Borja (sin equipo); y los delanteros Juan (Domaio) y Rubén.

El técnico buenense habla de “una reconstrucción total” y de las dificultades para encontrar jugadores con cierta experiencia en la categoría. Eso sí, asegura que tras un par de meses de pretemporada los suyos se encuentran en unas condiciones físicas buenas que harán que no se note esa inactividad de año y medio sin competir en la mayoría de ellos.

Los fichajes Hugo, Doriva, Amable, Yago, Michael, Luismi y Raúl con el presidente cruceirista, Luciano Lorenzo, y con el técnico, Pasu. FDV

El Cruceiro vivirá el estreno de Diego Paz, “Pasu”, que da el salto desde el banquillo del equipo juvenil para reemplazar a un Óscar Sánchez a quien motivos laborales lo alejan de O Hío. El nuevo técnico se confiesa ilusionado tras una pretemporada “en la que hemos competido bien con equipos de Segunda e incluso de Primera”. Comenzó a trabajar en septiembre con un equipo de 29 futbolistas que ahora se ha quedado en 22. “Estamos deseando empezar a competir porque para esta categoría llevamos mucho tiempo entrenando”, dice.

Pasu asume el banquillo cruceirista con siete fichajes

decoration

En la plantilla se mantienen 15 futbolistas y hay otras siete incorporaciones. Así, el equipo está formado por los porteros Peru, Borja y el juvenil Dani; los defensas Jorge, Ángel, Raúl (sin equipo), Michael (sin equipo), Doriva (sin equipo), Javi, Yago (San Adrián), Breixo (Juveniles) y Berto; los mediocampistas Julio, Palmero, Antón, Pablo, Borja Abal (Chaín) y Hugo Pousada (Beluso); los jugadores de banda Darío Gayo (sin equipo), Luismi (sin equipo) y Róber (Bueu); y los delanteros Amable (Bueu), Barreiro y Jose Hermelo. El objetivo para Pasu no es otro que el de “ir partido a partido. Es lo mejor para ser realistas”.

Parte de la plantilla del Domaio posa junto a su entrenador. FDV

El Domaio, por su parte, contará con Diego Pedrido al frente de un proyecto en el que la salvación es la meta “pero siempre mirando hacia arriba. Tenemos una plantilla joven pero que será potente en dos o tres temporadas”, tal y como señala el entrenador. El equipo ha estado trabajando desde hace un año con las evidentes restricciones de cada momento. “Entre parones y demás calculo que el trabajo efectivo habrá sido de unos tres meses”, afirma Pedrido, que añade que la obsesión era “hacer una labor preventiva de fuerza y movilidad para readaptar los cuerpos”.

Diego Pedrido se estrena en el Domaio un año después de fichar

decoration

La mala noticia es que de ese bloque de futbolistas que ha estado trabajando este tiempo “apenas nos hemos quedado con un 15 o 20 por ciento”. Así, el equipo estará integrado por los porteros Gabi y Esteban (Chapela); los defensas Xacobe (Moaña Juvenil), Choco, Manufre, Álex (sin equipo), Dóniz (Nieto), Josiño (sin equipo), Eloy Juncal e Íker (Moaña); los medios Borja (Louro), Pedro, Raúl y Diego (ambos sin equipo) y Xavi (Moaña Juvenil); los extremos Brais, Carlos (Louro) y Aarón (Moaña Juvenil); y los delanteros Rafa (sin equipo), Sandro (Louro) y Álex Lanzos (Moaña Juvenil).

División de opiniones sobre el nuevo formato

El nuevo formato de competición para la Segunda Autonómica ha sido acogido con división de opiniones y entre los equipos de la comarca la tendencia es similar. Así, Bruno Gago no duda en manifestar que “no me gusta. Somos un equipo más a largo plazo que a corto. Además, el calendario tampoco nos ha ayudado, ya que jugamos fuera el primer partido y descansamos la segunda jornada”. Pasu reconoce, por su parte, que “es un sistema de competición duro. Aquí se acabó ya lo de regalar minutos”. En cambio, Diego Pedrido lo considera “un acierto. Cuantos menos desplazamientos largos haya mejor. Se sube el nivel y hay más opciones hasta las últimas jornadas”.

El formato de competición divide en dos grupos a los 21 equipos de la categoría. Los de O Morrazo comparten grupo con Cesantes, Soutomaior, Cerponzóns, Marín, Puentecaldelas, Monteporreiro, Sampayo y Vilaboa. La primera fase juegan todos contra todos a doble vuelta y los tres primeros pasan a pelear por el ascenso (entran con 4, 2 y 1 punto, respectivamente) y el resto por la salvación (con 7, 6, 5, 4, 3, 2, 1 o 0 puntos) divididos en tres subgrupos con cinco equipos cada uno de ellos. En la lucha por el ascenso solo hay partidos contra equipos del otro grupo y suben dos conjuntos. En el descenso juegan todos contra todos y desciende el último de cada grupo y el peor de los penúltimos.

Compartir el artículo

stats