Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

fútbol - Tercera División

Otero: "En Carballo no dimos la cara en ningún momento y no puede repetirse"

El técnico del Alondras subraya que "al menos debemos ser un equipo compacto"

Jesús Varela, que no jugó ante el Bergantiños, regresa tras cumplir un encuentro de sanción. // G. Núñez

Jesús Varela, que no jugó ante el Bergantiños, regresa tras cumplir un encuentro de sanción. // G. Núñez

La contundente derrota encajada ante el Bergantiños (5-0) ha escocido especialmente en un Alondras que no fue capaz de dar continuidad a la imagen ofrecida ante el Barco y que, tal y como reconoce su técnico, Jorge Otero, no compareció en Carballo. El preparador de Nigrán se muestra autocrítico y asegura que "no dimos la cara en ningún momento", a la vez que hace propósito de enmienda y subraya que "esto es algo que no puede repetirse".

"No nos parecimos en nada al equipo en casa ante el Barco. No hicimos nada bien y si pasa eso ante un Bergantiños que tiene una buena plantilla, no puedes hacer nada. No dimos la talla en ningún momento, ni los jugadores ni yo", resume el técnico alondrista. Otero asegura no hallar explicación alguna a lo sucedido en As Eiroas. "Es difícil encontrarla cuando no hacemos nada de lo que teníamos que hacer. Estuvimos del minuto 1 al 90 así", apunta. El preparador se muestra molesto y asegura que "hay que competir en todos los partidos porque en esta categoría hay una tremenda igualdad y si no sales enchufado desde el primer momento pasa lo que pasa". La superioridad del Bergantiños fue manifiesta y se tradujo en una dolorosa goleada, con dos tantos con el sello de un exalondrista como Yelco Alfaya.

El objetivo ahora de Otero es no repetir errores "y que esto no vuelva a suceder". Y es que, por encima de otros aspectos más futbolísticos, para él hay cuestiones que son irrenunciables. "Al menos debemos ser un equipo compacto, juguemos mejor o peor", afirma, antes de añadir que "dimos una imagen que no se corresponde con lo que queremos, con lo que trabajamos, y con lo que tenemos que dar". Apunta además que "puedes ganar o perder con cualquiera, pero hay una diferencia en cómo se hace". La competitividad y el esfuerzo son fundamentales, "en eso no podemos fallar, y ahí también tiene mucha culpa el entrenador por no haber sabido inculcar a la plantilla lo que necesitamos". Pero tampoco deja fuera a los futbolistas, a los que pide una autocrítica positiva. "Además de la responsabilidad colectiva cada uno debe asumir la suya individualmente, no podemos escudarnos en que como el equipo estuvo mal...", recalca.

El técnico aspira a blindar defensivamente a los suyos, que ahora mismo son -igualados con el Pontellas- el segundo equipo más goleado de la Tercera División, con 38 tantos encajados en 22 encuentros y solo superado por el Rápido de Bouzas, que ha recibido 44. Con Pontellas y Paiosaco descolgados, las otras dos plazas de descenso directo son para Silva y Bouzas, pero el Alondras únicamente los aventaja en dos puntos. Hasta siete equipos están en un margen de tres puntos para eludir esas dos plazas.

Compartir el artículo

stats