13 de noviembre de 2019
13.11.2019
Faro de Vigo

Al Moaña se le escurre el liderato

El equipo morracense se deja cinco puntos ante dos de los últimos clasificados

13.11.2019 | 16:06
Al Moaña se le escurre el liderato

Los cinco puntos perdidos en las dos últimas semanas ante Gran Peña (derrota por 4-3) y Polígono de San Ciprián (1-1) han alejado al Club Deportivo Moaña de un liderato que ahora ocupa en solitario el Atios. La escuadra de David Pérez Rivada ha pinchado justo cuando mejor parecía tenerlo, frente a dos escuadras que ocupan puestos de descenso. "Esto demuestra que no sirve de nada hacer las cuentas de la lechera", asegura el entrenador de los celestes, que ha situado tercero a su equipo a pesar de los últimos tropiezos.

El análisis de los dos encuentros es diferente. "En Barreiro íbamos ganando 1-3 a falta de media hora y desconectamos, pero ante el Polígono en la segunda parte le pusimos mucho corazón", señala, antes de añadir que "nos pudo la ansiedad, los nervios. Nos pusimos 1-1 rápido pero después nos precipitamos y no encontramos ninguna vía. Incluso no acertamos a balón parado". Rivada reconoce que "fuimos incapaces de tener tranquilidad, nos pudieron los nervios", pero también que "al menos sacamos un punto, porque Javi [Vidal] paró un balón en el 92".

El técnico del conjunto morracense busca razones para los dos pinchazos de su equipo ante rivales teóricamente inferiores. "Puede ser la capacidad de competir, la fortaleza mental, que es vital para estar arriba, o quizás un exceso de ansiedad", señala, y lo explica en que "pierdes en Barreiro y parece que la semana siguiente tienes que ganar 4-0 al Polígono y te desesperas. No lo sé". Las bajas tampoco ayudan, "porque estamos en cuadro y eso hace que los jugadores anden con más cuidado. De hecho paré el entrenamiento del viernes tras un par de golpes". Los moañeses cuentan con las bajas de larga duración de Suso y Andrés, además de las de Castilla, Molinos y Kevin. La intención es recuperar a este último, además de a Carrera, que no estuvo el domingo por cuestiones personales. Por contra, se caerá Cidrás por acumulación de amonestaciones.

La parte positiva es que ahora llega un tramo del calendario en el que se medirá a equipos de gran potencial, el primero de ellos este fin de semana el Ribadumia. "Iremos allí sin presión, nosotros ya la tuvimos con Gran Peña y Polígono, pero ahora es para el Ribadumia. Es cierto que ahora estamos por encima de ellos en la tabla clasificatoria, pero tienen equipo para estar arriba de todo", asegura el preparador de los moañeses. Eso sí, el técnico no se olvida de que "también es cierto que jugamos después de haber estado dos partidos sin ganar".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook