03 de abril de 2019
03.04.2019
trial

El Europeo peligra para Martín Riobó

El vigente campeón debe conseguir 12.000 euros o renunciará a la competición

03.04.2019 | 02:04
Martín Riobó, entrenando ayer en las inmediaciones de la playa de Menduiña. // Gonzalo Núñez

La posibilidad de repetir título continental es, a día de hoy, una auténtica utopía para Martín Riobó. El piloto de Aldán, que la pasada temporada se proclamó campeón de Europa de 125 centímetros cúbicos, tiene muy complicada su participación este año al carecer de los recursos económicos necesarios para poder afrontar el reto. Los éxitos logrados por el joven deportista cangués no le han garantizado el poder acudir a las citas europeas, que tiene ya prácticamente descartadas de su calendario salvo sorpresas de última hora. "Es desesperante. Viene de ser campeón de Europa y crees que las cosas pueden resultar más sencillas, pero no hemos conseguido un solo euro para que pueda participar", afirma Mauro Hermelo, entrenador y tío del piloto.

El Europeo consta esta temporada de cuatro pruebas, dos de ellas en este mes de abril, concretamente las de Pietramurata el día 21 y de Monza el 28, ambas en tierras italianas. Las otras dos se disputarán en el mes de agosto y serán en Francia y la República Checa. Riobó da el salto este año a una categoría superior, la del Europeo II, en donde competiría con una máquina de 300 centímetros cúbicos.

La proximidad de las dos primeras citas hace que el equipo del piloto cangués trabaje a contrarreloj en una opción que cada vez ven más lejana. "Como muy tarde tendríamos que tenerlo solucionado en diez días, si no no sería factible competir", afirma Hermelo. La cifra mágica que podría cambiar por completo la situación se sitúa en torno a los 12.000 euros, lo mínimo para afrontar los desplazamientos y el resto de gastos.

El salto competitivo que Martín Riobó dio la pasada temporada con la consecución del título europeo y del subcampeonato del Mundo se ha traducido en un mayor nivel de exigencia que lleva aparejado un incremento de los gastos. El presupuesto anual que maneja el piloto se va a los 55.000 euros, el grueso de los cuales ya está garantizado. La Federación Española de Trial colabora de forma importante con Riobó en el Mundial. El cangués también tiene este año el respaldo de una marca tan puntera como Honda, que lo ha fichado y de este modo le asegura todos los medios técnicos y materiales además de ayudarlo en el Mundial. Eso sí, la marca japonesa ni le da sueldo ni le abona los desplazamientos en un año en el que quiere que el piloto demuestre su calidad.

El deportistas del Moto Club Aldán vive a caballo entre su tierra y Barcelona, adonde viaja cada quince días. "Necesita estar a un nivel cada vez más alto", afirma Hermelo. Honda le ha ofrecido la oportunidad de entrenar con los mejores, los Toni Bou, Adam Raga o Cabestany, "pero eso hace también que la cartera se resienta", señala el preparador.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas