El portero del Disiclín, Iago González, consiguió ayer en la playa de Loira (Marín) su sexto título de campeón gallego de balonmano playa. Iago compite con el PTV Handstrand, que en la fase de grupos se deshizo de Atlético de Marín y Balonmán Praia Sanxenxo. En octavos volvió a deshacerse de Sanxenxo, en las semifinales vencieron al Painkillers de Vigo. y el final, de nuevo al Atlético de Marín. El equipo no disputará este año el Nacional pero sí tiene pensado hacerlo en el de la temporada 2022-2023.