17 de abril de 2019
17.04.2019
fútbol - Preferente Autonómica Sur

Manuel González "Manuti": "Quería recuperarme para echar una mano si el equipo me necesitaba"

El centrocampista ha realizado una "recuperación milagrosa" de su rotura de peroné y ligamento con el objetivo de ayudar al Estradense en el tramo decisivo

17.04.2019 | 01:58
Manuti, durante un entrenamiento en el Municipal de A Estrada. // Bernabé

Manuti dijo adiós a la temporada hace dos meses. Una rotura de peroné y del ligamento lateral del tobillo dejaban al capitán del Estradense fuera del equipo para la lucha final por el ascenso a Tercera División. Dos meses antes de las previsiones de los médicos, Manuti está de vuelta. Hoy forma parte de la convocatoria de los rojillos para medirse al Cuntis a partir de las 21.00 horas en A Ran. La fuerza de voluntad del capitán ha podido más que cualquier previsión. Satisfecho por este duro proceso, se pone a las órdenes de Alberto Mariano para ayudar dentro o fuera del campo.

- ¿Cómo se encuentra físicamente a estas alturas?

- Estoy todo lo bien que se puede estar después de una lesión larga. Lo bueno es que no me duele nada y estoy entrenando con el grupo. Algo cargado como es lógico.

- Contaba sin embargo con mucho más tiempo de recuperación.

- La recuperación fue milagrosa. Llevó mucho trabajo y me la tomé muy en serio por culpa de la situación. Era una lesión de seis u ocho semanas de escayola y luego la recuperación. En total me iba hasta los cuatro meses, pero van dos meses y medio y ya estoy entrenando con los compañeros. En vez de poner la escayola puse una bota ortopédica. La bota te la ponen si te vas a cuidar y vas a ser serio. Tiene el riesgo de la que bota te la estás sacando cuando el hueso todavía no está soldado. Eso puede hacer que no cure bien. Yo seguí todas la pautas. Hice tres sesiones al día durante varios meses. Desde el principio me tomé muy en serio la recuperación y eso se nota y reduces mucho los plazos. Al cabo de un mes ya estaba en fisioterapia haciendo trabajo de tobillo.

- ¿Está al cien por cien?

- Es una lesión en la que estuve cinco semanas sin andar y eso se nota. Al principio cojeaba y el primer entrenamiento iba arrastrando un poco la pierna. Si haces las cosas con ganas las puedes hacer, aunque aún queda mucho. Estoy como si fuese el primer día de pretemporada mientras los compañeros llevan meses de competición. Mi objetivo sin embargo era intentar llegar al partido de Pontellas y lo logré. Sin embargo, ahora mismo el equipo está increíble y no me necesita para nada. Ahora mismo soy más un estorbo para ellos. Estoy sin embargo contento porque fue un reto personal.

- ¿Cuál fue su secreto?

- Cuidarme mucho. Iba a correr casi todos los días por mi cuenta, luego hielo, sesiones de fisio... Debo agradecer el apoyo de mucha gente, ya que todos se adaptaron a mis horarios. A lo mejor iba a fisioterapia al mediodía o a primera hora de la mañana... Tengo que estar agradecido a todos lo que estuvieron en la recuperación. A ellos creo que también les gustó ver mis ganas y mi esfuerzo por recuperarme rápido y bien.

- ¿Corrió riesgos?

- No, en ningún momento. Yo me hacía pruebas cada poco. Si el hueso estuviese mal no habría arriesgado. Es cierto que el ligamento ya me queda roto para siempre pero eso es algo con lo que tendré que vivir. No hubo riesgo pero sí muchas ganas por volver. Nadie tampoco me permitió tomarlos porque siempre estuve muy controlado.

- Esta recuperación demuestra sin embargo sus ganas de volver a jugar esta temporada.

- Hice todo por eso. Quería llegar para ser una opción. A lo mejor si la situación fuese otra incluso podría ir convocado el pasado fin de semana pero el equipo está increíble. Puedo ir con más calma y tomarme la Copa Deputación como una pretemporada. Para ir jugando. Ni estoy a mi nivel ni voy a estarlo de aquí a final de liga. Lo que quiero es ayudar en todo lo que pueda. Aunque no juegue puedo ayudar en los entrenamientos. La semana pasada por ejemplo pudimos jugar un once para once entre jugadores de la primera plantilla. Eso se nota y el equipo lo agradece. Nadie tiene esta profundidad. Sabía cuando me lesionara que el equipo no lo iba a notar. Había siete u ocho jugadores nuevos de primer nivel que estaban alcanzando su mejor juego.

- Era sin embargo una posición sin jugadores específicos.

- Es cierto, pero está Javi, que se adaptó genial y lleva unos partidos impresionantes. Los primeros partidos pudo notarse un poco pero no por mí sino porque había gente que estaba cogiendo nivel. Ahora mismo estamos en un gran momento. Llegamos al final de liga en nuestro mejor momento. Hay jugadores que hace cuatro o cinco meses no estaban y ahora sí. Mateo ahora está al cien por cien, Juan empieza a estar, Gorka ya te da media hora increíble, Brais Calvo se le nota con un gran nivel de confianza, Vicente se fue quitando el dolor del gemelo, Colón todavía nos puede dar muchísimo, Fafú nos permitió jugar con un lateral izquierdo zurdo, que es algo que se nota y más con Mateo como central zurdo, porque no juegan a pierna cambiada. Silva, Samuel, Iago, Peiteado lo hicieron genial ahí pero son posiciones naturales para un zurdo.

- ¿Cómo ve lo que les queda por delante?

- Es cierto que estamos muy bien a nivel de juego y bien colocados pero tenemos un calendario muy complicado. De los siete mejores de la segunda vuelta nos quedaban seis por delante. La clave sin embargo es el próximo partido en casa ante el Juvenil. El Barbadás ahora mismo tiene que ganar todo y el partido que juguemos allí será también clave pero es importante llegar a ese partido manteniendo el colchón de seis puntos. Si vencemos al Juvenil podremos ir a Barbadás pudiendo asegurar el ascenso si ganamos. Eso sería una gran presión para ellos, mientras que nosotros iríamos con la moral muy alta. El partido del Juvenil es clave y ojalá venga mucha gente a apoyarnos al campo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas