A Estrada cuenta desde el pasado mes de noviembre con un subcampeón de España de Fitness y Fisicoculturismo. A sus 29 años, Kike García alcanzó su, por el momento, cota máxima en competición en su primera participación en el Campeonato de España de la disciplina, que tuvo lugar en la localidad de Alcalá de Henares. Durante dos días, García fue superando las semifinales para colarse entre los mejores de los quince rivales directos dentro de su categoría, Classic de talla baja, una de las más duras del campeonato. Finalmente consiguió un segundo puesto a nivel nacional que recompensaba el trabajo específico realizado durante los diez meses anteriores.

"Me quedé a las puertas del título pero estoy muy contento por el resultado", reconoce el estradense, quien se estrenaba a este nivel de competición. Venía sin embargo avalado por el título de campeón gallego y el del norte de España que había logrado en años anteriores. "Decidí participar en el Campeonato de España porque me veía muy motivado y porque llegaba en un buen momento", explica. Kike García lleva entrenando y moldeando su cuerpo desde muy joven. "Empecé en el gimnasio con 18 años, aunque los primeros años no lo hacía muy en serio. Ya con 20 o 21 años empecé a quitarme de vicios, a hacer un poco de dieta y a descansar bien. A partir de ahí fue cuando empecé a ver las recompensas al trabajo que hacía en el gimnasio. Este es un deporte de fondo que necesita mucha paciencia. La gente piensa que con ir un par de meses al gimnasio y tomarse un par de batido ya es suficiente pero no es así", manifestó.

El estradense afronta ahora un necesario tiempo de descanso, especialmente en el plano mental. "Quiero parar, al menos un par de años. Esto te quita mucha vida social porque te exige tiempo y ganas. Te terminas volviendo un poco asocial. Es un deporte que necesita mucho sacrificio pero yo no sé vivir de otra manera", apuntó. García ha conseguido ligar su pasión por este mundo con su profesión y dirige Esqulture Shop en Boiro, una tienda de dietética, nutrición y suplementación deportiva. Precisamente, su trabajo le impidió acudir al campeonato del mundo NAC Míster Universo que tuvo lugar en Alemania y al que se había clasificado como subcampeón de España.