Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fútbol - Tercera

El Arosa busca una cita con su historia

Sidibé es perseguido por Carlos en un lance del encuentro disputado en A Lomba. |  // IÑAKI ABELLA

Sidibé es perseguido por Carlos en un lance del encuentro disputado en A Lomba. | // IÑAKI ABELLA

El Arosa afronta esta tarde en As Eiroas (17.00 horas) uno de los duelos más importantes de los últimos años, un partido en el que, una victoria, le permitiría soñar con un ascenso directo a la 2ª RFEF ya que se situaría a tan solo un punto de su rival tanto en el campo como en la clasificación, el Bergantiños. A favor de dar la machada en casa de los de Carballo se encuentran las dinámicas diferentes que arrastran los dos equipos, con un Arosa al alza tras las últimas victorias, que le han permitido colocarse en una situación que no imaginaba al inicio de la segunda fase, mientras que el Bergantiños, que cuando comenzó esta parte de la temporada tenía prácticamente hecho el ascenso, ha tropezado en demasiadas ocasiones.

En contra, los arlequinados tienen al propio Bergantiños, un equipo diseñado para ascender y con una calidad colectiva e individual espectacular, como demostró en la primera fase, en la que fue el líder de su grupo y sumó más puntos que sus rivales del grupo sur. A eso se añade que los de Carballo tan solo necesitan un punto para certificar el ascenso, e incluso perdiendo, dependerían de sí mismos en la última jornada.

El técnico del Arosa, Rafa Sáez, es consciente de la dificultad con la que se va a encontrar su equipo en el momento de saltar al terreno de juego de As Eiroas, pero también destaca la “ilusión con la que afrontamos este partido, no solo la plantilla, sino también la afición; por eso queremos aprovechar la dinámica positiva que traemos para conseguir una victoria que nos pueda acercar al rival en la tabla clasificatoria, siendo conscientes de que, enfrente, vamos a tener el mejor equipo de la categoría, junto con el Arenteiro”.

Insiste en que “el Arosa se encuentra en un estado mental fantástico, muy seguro de sus fuerzas y dispuesto a darlo todo para conseguir un triunfo en Carballo, que sería algo importantísimo para nosotros”.

Sáez destaca de su rival “tanto la calidad individual como la colectiva, es un equipo diseñado para ascender, que ha marcado el ritmo de la competición en la primera fase de la temporada y, aunque ha podido bajar un poco la efectividad, se encuentran a tan solo un punto de conseguir ese objetivo, por lo que van a tratar de conseguirlo como sea”.

El cuadro de Carballo, dirigido por José Luis Lemos, cuenta con jugadores de mucha calidad en todas las líneas, pero especialmente, en ataque, donde puede alinear a jugadores como Marcos RemeseiroAgulló, Uzal, Martín Lamelas, Jorge Cano, Yelco Alfaya o Carlos, todos ellos con un bagaje y una experiencia en Tercera División muy importante.

El entrenador arlequinado va a tener dos bajas importantes para el encuentro, como son la ausencia de Joel Sanabria, lesionado en un abductor, y del central Ross, sancionado. La baja del central es bastante significativa ya que en los últimos encuentros había ejercido como titular.

Con la ilusión de mantener la dinámica


Dos victorias consecutivas han cambiado por completo la situación del Ribadumia. El equipo aurinegro ha conseguido situarse fuera de los puestos de descenso, un lugar de privilegio que quiere mantener. El principal escollo para ese objetivo será el Paiosaco, un rival que se encuentra prácticamente sin opciones de salvación, algo que, a ojos del técnico aurinegro, Luis Carro, lo convierte en todavía “más peligroso, sobre todo en su campo, donde es uno de los equipos del grupo que menos ha perdido”. El técnico del Ribadumia destaca del equipo rival el conjunto, el hecho de “ser una escuadra muy trabajada, que lleva muchos años jugando junta y que sabe exprimir muy bien el sistema 3-5-2 en su campo, especialmente en tareas defensivas”. Pese a esas dificultades, los aurinegros saltarán al campo con el objetivo de mantener la dinámica positiva en la que se encuentran, una dinámica que puede significar otro año más en la Tercera División. “Llegamos al partido en un buen momento, en el sitio que queríamos estar después de las dos victorias tan importantes que hemos logrado en casa”, explica Carro. El técnico aurinegro no podrá contar para el encuentro de San Campio con la participación de Fran Fandiño y Miguel Vázquez, que todavía continúan recuperándose de sus molestias. El resto del grupo está listo para participar en un partido muy importante para intentar alejarse de los puestos de descenso.

Compartir el artículo

stats