Tras comenzar a caminar hacia el regreso del fútbol aficionado, la Federación ahora pone su mirada en el fútbol base para tratar de que se pueda disputar la temporada, aunque sea en un formato “exprés” de competición. El pasado lunes se reunió el Comité de Fútbol Base para abordar esta cuestión y se aprobó por unanimidad proponer la activación de todas las competiciones autonómicas, provinciales y locales, dando continuidad a la activación de las Ligas Galegas de base que ya están en pleno proceso de inscripción.

Reunión telemática

El presidente de la Federación, Rafael Louzán, planteó a los participantes en la reunión telemática la opción de abrir un proceso de inscripción para las demás categorías base, aceptando todos esta posibilidad, ya que entienden que es necesario conocer con exactitud los equipos que van a participar en cada categoría y elaborar, a partir de ahí, los planes de competición.

Los miembros del comité insistieron en la necesidad de dar a los jóvenes la posibilidad de practicar deporte en lo que queda de temporada, independientemente del modelo de competición, pues “estamos a punto de cumplir un año sin fútbol autonómico y todos demandan poder regresar a la práctica deportiva con las medidas sanitarias establecidas en el protocolo federativo”.

Este movimiento es extensivo también al fútbol femenino y al fútbol sala, también en formato exprés y previa inscripción. Todos estos movimientos estarán condicionados a que sean permitidos por la situación sanitaria y a que sean autorizados por las autoridades.