16 de octubre de 2020
16.10.2020
Faro de Vigo
rafa sáez | Entrenador del Arosa

"Debemos considerarnos aspirantes, no favoritos"

El técnico arlequinado destaca la calidad del grupo dentro y fuera del campo, así como su polivalencia

16.10.2020 | 02:03
Rafa Sáez, junto a su ayudante Miguel Domínguez.

Arosa y Ribadumia vuelve a compartir experiencias en Tercera División. Un año en el que la realidad viene totalmente condicionada por una pandemia que se convierte en el enemigo común de todos y cada uno de los 24 equipos participantes. Los dos equipos vecinos encaran una competición en la que los objetivos con los que parten son diametralmente opuestos tras una pretemporada cargada de avatares a los que nadie estaba acostumbrado. Todo ello en un curso que ofrece la paradoja de que todos se han puesto de acuerdo para iniciarlo, pero nadie está en disposición de garantizar que llegará a su término. El balón comenzará a rodar el domingo con la esperanza de que en Vilagarcía y Ribadumia ya solo se hable de fútbol.

La tercera temporada de Rafa Sáez en el banquillo de Arosa arranca este domingo en A Lomba ante el Arenteiro. En su horizonte no está otra cosa que no sea volver a situar al club en las más altas instancias a la espera que el balón, y no la pandemia, dicte sentencia.

- Después de la pretemporada más atípica de la historia del fútbol, ¿con qué sensaciones llega a este arranque de liga?

- Lo primero es que todos los análisis son muy particulares porque son en una realidad fuera de lo habitual. La pandemia ha condicionado todo el funcionamiento habitual y de preparación de todos. A la hora de hacer valoración lo más importante es que no hemos tenido contratiempos. Hemos podido trabajar bien y progresando día a día. Yo creo que la mejora a nivel condicional es importante con el paso de las semanas, pero que también queda mucho por hacer. Llegamos bien y con el equipo muy animoso por empezar.

- Respecto a la plantilla, parece más corta que el año pasado.

- No se puede negar la evidencia en cuanto a número de efectivos. La plantilla es muy escasa de número. Tenemos 16 jugadores de campo y 2 porteros y el resto son juveniles, pero vaya por delante que estoy orgulloso de los jugadores que tenemos. Lo que tenemos es muy bueno, tanto dentro como fuera del campo, por el juego y por la calidad humana y la cohesión como grupo que demuestran cada día.

- Todo apunta entonces a que la versatilidad de la plantilla será más importante que nunca esta temporada.

-El no poder doblar todas las posiciones salvo la portería, te obliga a buscar un equilibrio en las características de los jugadores. Por ello hemos buscado una construcción de equipo polivalente y que mezcle bien tanto la veteranía necesaria para lo que pretendemos con la rebeldía de la juventud y una energía que también aporta equilibrio. La verdad es que tenemos un buen cóctel en el vestuario porque los veteranos saben hacer equipo y además tiran de los jóvenes y suben el nivel de exigencia.

- En una temporada en la que se garantizan tres ascensos a Segunda B, ¿el Arosa parte con la ilusión de repetir el listón marcado el curso pasado?

- Debemos considerarnos aspirantes, pero no favoritos. Es ineludible que debemos aspirar a entrar en el primer corte. Tenemos una motivación añadida porque es un aval el que haya 3 ascensos. No nos vamos a excusar en el sistema de competición porque es el que hay y entonces es el más justo. Lo que es el formato de competición ya todos lo sabemos y todos lo hemos aceptado, así que ahora solo importan los resultados.

- Y todo ello con el arosismo coartado por las restricciones.

- El trabajo que están haciendo los directivos y la fidelidad de los socios merecen un aplauso de categoría. Se debería significar más porque el mérito es impresionante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook