Suscríbete Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

EL CONFLICTO OLÍMPICO

Aragón y Cataluña, a un paso de la ruptura definitiva

La DGA estima que la pelota ha quedado en el tejado del COE tras una cita a cuatro bandas que demuestra las grandes diferencias entre las partes | Fuentes de la Generalitat califican de "surrealista" la propuesta aragonesa por lotes e incluso dicen "basta ya"

Imagen de las pistas de la estación invernal de Cerler, en el valle de Benasque.

Durante un rato el COE y los silencios de las partes dieron para pensar a más de uno que Cataluña y Aragón habían convenido una tregua. Es decir, que se habían dado unos días para buscar la última opción de alcanzar un acuerdo que permitiese sobrevivir a la candidatura conjunta. No está definitivamente roto el proyecto en el que embarcaron a ambas comunidades, sea dicho, pero el final aparece más cercano que nunca. A un paso del fracaso ha quedado lo que un día pareció que iba ser 'Barcelona-Zaragoza-Pirineos'.

Año y pico después sigue siendo nada. Por no tener no tiene ni nombre tras la enésima cita en la que los gobiernos demostraron las grandes diferencias que los separan en cuanto al reparto de pruebas para los Juegos 2030.

El presidente del Comité Olímpico Español, Alejandro Blanco, había asegurado ayer a primera hora que próximamente se produciría una nueva reunión entre las delegaciones de Cataluña y Aragón "para desencallar las diferencias" y advirtió de que eran "los responsables políticos" los que tenían que llegar a acuerdos para los Juegos Olímpicos de 2030.

Lo que se calló el responsable olímpico cuando presumió bien temprano de la nueva reunión es que estaba prevista para la una del mediodía de ayer. Empezó sobre las 13.20 horas y en ella estaban, junto al COE y la DGA, el 'Govern' y el Consejo Superior de Deportes (CSD). Participaron Alejandro Blanco, la consejera de Presidencia de la Generalitat, Laura Vilagrà, y el secretario general de Cultura, Víctor Francos, además del consejero de Educación y Deporte de Aragón, Felipe Faci.

Todos firmaron una especie de tregua en cuanto a sus manifestaciones públicas, solo con un pequeño comunicado aragonés en el que, básicamente, se explicó la propuesta de lotes presentada, la que fue anunciada por el presidente Javier Lambán el pasado jueves en el pleno de las Cortes.

La primera de las reuniones políticas en Madrid, a la que Aragón avisó de que no iría pero el COE quiso una instantánea con una silla vacía. / E. P.

Fuentes del comité que preside Blanco aseguraron que no informarán hasta el próximo lunes de la situación olímpica, momento para el que se espera una nueva comparecencia del dirigente del COE. En la Generalitat también callaron en un primer instante, señalando al COE como el que debe tomar la palabra. Lo mismo se anticipó desde el Pignatelli.

Pero si bien en Zaragoza se mantuvo el silencio stampa pactado en cuanto a consideraciones, en Barcelona no se contuvieron al hablar de la actitud de Aragón. Así lo desvelaron fuentes de la Generalitat en 'El Periódico de Catalunya'.

"Basta ya", señalaron las citadas fuentes al recordar que, desde que Aragón rechazó el acuerdo técnico pactado en marzo, cada día presentan una propuesta nueva. "Hace tres semanas eran imprescindibles los tres valles, ahora nos plantean un lote surrealista con esquí de montaña y algún deporte nuevo que será olímpico, sin saber cuál. Es como volver a empezar de cero".

Vilagrà recordó en un momento de la reunión que el esquí alpino "se decidió que sería en Cataluña en la primera reunión, hace casi 11 meses", al mismo tiempo que discutía los lotes y la separación por sexos

decoration

Se referían en la Generalitat a los cuatro paquetes puestos sobre la mesa por Faci, que insistió en que las pruebas de esquí alpino son "irrenunciables" para Aragón. Según el 'Govern', Vilagrà recordó en ese punto que el esquí alpino "se decidió que sería en Cataluña en la primera reunión, hace casi 11 meses", al mismo tiempo que la 'consellera' rebatía la proposición de los lotes y la separación por géneros.

La Generalitat volvió a mostrar ayer su disposición a ir a la votación que anunció Alejandro Blanco la semana pasada. Es decir, que fuera la asamblea del COE la que decidiera entre las propuestas de Cataluña y Aragón.

Mientras tanto, desde Zaragoza se remitió un comunicado explicando el planteamiento de la reunión pero no unas conclusiones que serían bien pesimistas. Entienden en la DGA que la pelota "está en el tejado del Comité Olímpico Español", que es al que corresponde tomar una determinación.

Las diferencias "insalvables"

En declaraciones a TV3, Blanco recalcó a primera hora de la mañana que las cosas se han hecho "de una manera independiente" y que se ha llegado a un punto en el que no se avanza en las conversaciones. "Si no hay acuerdo, no se puede presentar una candidatura conjunta. Si hay diferencias insalvables, no podemos presentar una candidatura", insistió el presidente del COE, anticipando casi la distancia que se iba a constatar poco después.

"Los técnicos ya aprobaron el plan. Los de Aragón aprobaron su propuesta y el cambio se produjo en la reunión política. Ahora los responsables políticos son los que tienen que llegar ahora a un acuerdo", ha dicho antes de incidir en que el trabajo del COE es "conseguir un consenso" entre las partes y presentar el resultado ante el Comité Olímpico Internacional (COI).

"Cada uno tiene que asumir su responsabilidad. El consenso técnico se consiguió rápidamente y los obstáculos son políticos", zanjó Blanco, que recordó que el pasado julio el COE presentó una propuesta al COI para unos Juegos en Cataluña y Aragón, avalada por el gobierno de España. "Ahora estaríamos hablando de otra candidatura", insistió.

"Soy responsable de mis declaraciones y de mis actos. Hace dos meses que no hablo cara a cara con Lambán", dijo Alejandro Blanco

decoration

No quiso pronunciarse, no obstante, sobre si las diferencias entre él y el presidente de Aragón tienen un componente personal, aunque Javier Lambán hace semanas que se negó a reunirse con él tras considerar su traición a la DGA. "No lo sé, lo tiene que responder él, pero en las reuniones técnicas, con 13 expertos, los acuerdos se alcanzaron en dos minutos, mientras que en las políticas, con cuatro, no han sido posibles. Yo soy responsable de mis declaraciones y de mis actos. Hace dos meses que no hablo cara a cara con Lambán", aunque sí lo ha hecho por WhatsApp, según su versión.

"En la vida todo es reconducible, pero no podemos engañarnos a nosotros mismos. No se puede ir en contra de los acuerdos con cosas que no son verdad. ¿Si Aragón está haciendo política? No lo sé", añadió el presidente del comité, que repitó que la candidatura es un proyecto deportivo que favorece a un país y, que como se buscaba una candidatura más fuerte, se decidió integrar a Aragón. "En este terreno no he recibido ninguna indicación procedente del Gobierno de España", añadió.

Compartir el artículo

stats