Polvorín 2

Brais; Luis Castro, Fidalgo, Dani Vidal, David Rojo (Maxi, min 90), Damián, Julio Lansade (Leandro, min 75), Torrado, Pablo (Jesús, min 64), Álex Ramos (Martín, min 90) y Castrín (Gabarre, min 64).

Juvenil 0

Daniel; Paramos, Portas, Carlos Cora, Sergio Cuña, José Ramón (Marcos, min 80), Miguel (Iván Garrido, min 88), Xoel (Fonseca, min 60), Marcos, Yago y Aitor (Abraham, min 60).

Goles: 1-0, min 74: Julio Lansade. 2-0, min 90: Álex Ramos. Árbitro: Estraviz Pardo, colegio gallego. Expulsó al visitante Yago (2, 74) y al entrenador local Alejandro Ortiz Cabrera. Amarilla a Castrín, Pablo, Álex Ramos, Fidalgo; Xoel, Miguel y Sergio Cuña

El Juvenil encajó su segunda derrota de la temporada ante un Polvorín enrachado que suma tres triunfos de manera consecutiva y que se afianza en la zona noble de la clasificación. Los pupilos de Lino Estevez cuajaron una actuación muy seria en un feudo complicado, pero acabaron sucumbiendo en el segundo acto, especialmente tras la expulsión de Yago por doble amarilla.

La primera mitad estuvo muy pareja. El cuadro lucense trataba de hacerse con el control de la posesión ante un Ponteareas que entró bien al encuentro, arropado en defensa y esperando su oportunidad para salir en velocidad a la contra. Sin embargo las escasas ocasiones que generaron unos y otros no gozaron de fortuna.

Tras la reanudación el guion del encuentro no varió en demasía. El Juvenil estaba bien situado sobre el terreno de juego, pero todo cambió en un fatídico minuto 74 en el que Yago vio la segunda cartulina amarilla y Julio Lansade adelantó al filial de Lugo. A pesar de la inferioridad numérica, los visitantes se lanzaron en busca del empate, dejando espacios atraás que aprovecharon los locales para marcar el gol de la sentencia en las botas de Álex Ramos.