El Club Natación Vigo Rías Baixas dejó huella este fin de semana en el XXI Campeonato de España absoluto Open Astralpool, que también era el XXXVII Campeonato de España de edad júnior, y que se ha celebrado de jueves a domingo en el Centre Can Llong del Club Natación Sabadell.

En Cataluña, en una competición marcada por la normativa COVID-19, Mario Méndez mordió metal: bronce en los 400 estilos. Acompañado por su entrenador, Enrique “Kike” Pérez Cruces, Méndez Puga (Vigo, 2003) inició los Nacionales con un excelente octavo puesto en los 1.500 libre.

En la mañana de la segunda jornada, Mario compitió en la clasificatoria para la final vespertina de 400 estilos. Nadó en cuarta y última serie y paró el crono en 4:39.13, clasificándose tercero para la Final C, reservada exclusivamente a los juniors. En la piscina le habían superado Pau Moncho (4:32.64), del Natación Elche, y Daniel López, del Círculo Mercantil de Sevilla (4:32.67). Pero estaba en la final.

Y su carrera abrió la serie de tres finales de la tarde (la B era la de consolación absoluta y la A para todas las edades). En ella acabó segundo con un 4:33.87. Por delante, de nuevo López (4:32.20). Fue una prueba de paciencia. El vigués era cuarto tras el primer largo de la piscina de 50 metros, tercero a los 100, cuarto a los 150 y tercero en el ecuador de la prueba (2:13.51). López era segundo (2:12.65) porque por delante iba Carlos Ortiz (CN Barcelona, 2:12.19). Pero a partir de ahí el vigués comenzó a acelerar y sus rivales, a hundirse. A los 250, Albert Cabezuelo (AN Gramenet), que peleaba por metal, fue el primero en perder la batalla. A los 350, Ortiz, segundo en el anterior largo, no resistió el ritmo y todo quedó franco para López y Mario Méndez. El vigués iba casi seis segundos por detrás a cien metros del final, pero le recortó gran parte de la diferencia.

Después, en la Final A Pau Moncho (CN Elche), con 4:29.89, acababa en sexto lugar, lo que le valía ser el mejor júnior. Mario era tercero en el cajón. Un enorme éxito para el Natación Vigo Rías Baixas precisamente a poco más de un mes del 25 aniversario del club que preside Antonio Vázquez.