Los ocho equipos gallegos que jugarán la primera ronda de la Copa del Rey ya conocen a sus rivales. El sorteo celebrado esta mañana en el estadio de La Cartuja de Sevilla, donde se celebrarán las finales los próximos cuatro años, se han pronunciado y repartido su suerte. 

El Ribadumia y el Ourense CF, de Tercera; el Coruxo, el Compostela, el Pontevedra y el Deportivo, de Segunda B; el Lugo, de Segunda y el Celta de Vigo, único representante gallego de Primera División han conocido a los que serán sus rivales de unos encuentros que se jugará el 16 de diciembre a partido único. Los clubes de menor categoría recibirán a los una superior. 

Así han quedado los cruces: