11 de enero de 2019
11.01.2019
atletismo

Vanessa Veiga y Lolo Penas defienden su inocencia

11.01.2019 | 01:43

"Se trata de una información falsa en lo que a mí se refiere porque en ningún caso son ciertos los hechos que se me atribuyen". Con esta frase, publicada en su perfil en las redes sociales, la gondomareña Vanessa Veiga niega de forma tajante cualquier vinculación con el caso de dopaje destapado en la denominada 'Operación Jimbo'.

El periódico 'El País' mencionaba, en su edición del 9 de enero, a la gondomareña, así como a su marido, Julio Rey, y a su cuñado como destinatarios de los paquetes que Iván Hierro (imputado por posesión y tráfico de productos dopantes) enviaba a diferentes lugares. "Según la policía, Penas recibió cinco paquetes; Fuentes Pila, cuatro, y los hermanos Rey, seis, todos ellos enviados a Toledo al domicilio de la maratoniana Vanessa Veiga, pareja del mayor de los Rey", dice en su artículo Carlos Arribas. "Es la segunda vez que este periódico relaciona a mi familia con este caso. En la anterior, cuando se abrió una investigación a mi marido y a mi cuñado, ya la tuvieron que suspender, tras acudir al TAD, al no tener ninguna prueba de unos hechos que son falsos en relación a nosotros", indica la atleta gallega.

También se menciona como uno de los destinatarios al arzuano Lolo Penas. "No es cierto que haya adquirido ni recibido sustancias dopantes por parte de Iván Hierro ni ninguna otra persona en mi vida", proclama el gallego..

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Mi equipo tiene la mejor afición

La afición es uno de los elementos clave para los equipos. Los aficionados sienten los colores y el escudo igual que los propios jugadores