02 de febrero de 2017
02.02.2017

Celta - Alavés en la Copa del Rey | Un precedente halagüeño

El Celta solo ha logrado mantener su portería a cero en Balaídos un partido de Liga esta temporada, ante el Alavés

02.02.2017 | 02:32
De izquierda a derecha: Cabral, Rossi, Jozabed, Aspas y Hugo Mallo, ayer en A Madroa. // José Lores

El valor doble de los goles en campo contrario confiere en una eliminatoria a doble partido un especial valor al factor defensivo del equipo que juega la ida en casa, que afrontará la vuelta en ventaja si es capaz de mantener su portería a cero. Éste el principal objetivo que el Celta se ha marcado esta noche frente al Deportivo Alavés, a pesar de que los precedentes no le son esta temporada demasiado favorables en esta faceta concreta del juego.

Recién iniciada la segunda vuelta de la Liga, el conjunto de Berizzo es uno de los equipos que presenta mejor balance como local del campeonato regular. Aunque solo han perdido tres partidos en Balaídos -Leganés, Atlético de Madrid y Sevilla- y no han cedido un solo empate, los celestes han recibido al menos un gol en seis de los siete partidos que ha ganado.

La excepción la constituye precisamente el partido jugado con su rival copero de esta noche, el Deportivo Alavés, que es curiosamente el único equipo que no ha conseguido marcar en Balaídos esta temporada en la Liga. El hecho de no haber marcado, sin embargo, no resta peligrosidad al conjunto vasco, que ha sido uno de los equipos que más problemas le han generado al Celta en casa. El equipo vigués que sufrió mucho para llevarse los tres puntos, a pesar de haber jugado casi todo el segundo tiempo en superioridad numérica. Un inesperado tanto de Radoja, que se estrenó como goleador con el cuadro celeste, decidió, de hecho, el choque al borde del descuento.

Tras el choque, tanto el entrenador celeste, Eduardo Berizzo, como el técnico del Alavés, Mauricio Pellegrino, coincidieron en que el Alavés había merecido mejor suerte en Balaídos, lo que da una idea de la igualdad con la que se disputó el encuentro.

Lo cierto es que el Deportivo Alavés, que esta temporada se ha convertido en uno de los visitantes más fiables de toda la Primera División, no solo por sus números, sino también por los campos en los que el equipo vitoriano ha sido capaz de puntuar. Nada menos que 12 puntos ha sumado el conjunto de Pellegrino lejos de Mendizorroza, que ha conquistado el Camp Nou, El Sadar y El Madrigal y ha puntuado en el Vicente Calderón, Ipurua y San Mamés.

El cuadro vasco suma fuera de casa cuatro derrotas, ante la Real Sociedad, el Valencia, el Sevilla y el Celta. No obstante ha conseguido marcar goles en todos los campos en los que ha jugado, salvo en Balaídos, donde perdió por la mínima, y Anoeta, donde fue goleado por la Real Sociedad (3-0).

Si se toman en cuenta las tres competiciones en las que el Celta participa este temporada, las cosas no le han ido mucho mejor al equipo vigués en lo que a no encajar goles en casa se refiere. En la Copa del Rey, el Celta solo suma un partido de tres sin encajar en Balaídos, frente al UCAM de Murcia, que el equipo de Berizzo resolvió por la mínima con un solitario gol de falta de Marcelo Díaz (1-0). La eliminatoria estaba, con todo, encarrilada gracias a la victoria del Celta en La Condomina (0-1) con gol de Sergi Gómez.

Por lo que respecta a la UEFA Europa League (UEL), los celestes recibieron goles tanto en el partido contra el Ajax, que concluyó con empate a dos tantos, como frente al Standard de Lieja, saldado éste con empate a un gol. Frente al Panathinaikos, sin embargo, el conjunto de Berizzo sí pudo concluir los noventa minutos con su portería incólume para ganar el partido con goles de John Guidetti y Daniel Wass.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Buscador de deportes