No pudo ser. El Olivo se despidió en Tenerife de su sueño de lograr el ascenso a Primera División. Las pupilas de Juan Carlos García, 'Charlie', no pudieron remontar en el Francisco Suárez el 0-2 de la ida de la primera eliminatoria.

La empresa de remontar en Tenerife se hacía complicada, pero no renunció El Olivo a luchar hasta el final. Con el municipal de Granadilla repleto de aficionados las olívicas salieron a morder para intentar dar la vuelta a la eliminatoria.

Fruto de la presión del cuadro dirigido por 'Charlie' llegaron las primeras ocasiones de adelantarse por intermediación de la capitana Lombi. Sin embargo, el Tenerife Sur alejado de la presión pero sin confiarse, tranquilizó el ritmo del partido desplegando su juego de internada por bandas valiéndose de la velocidad de sus extremos.

Fue un partido completamente diferente al de la ida el que se disfrutó en Granadilla, donde las locales se valieron de nuevo del talento de Marta Villagrasa para anotar el primer tanto en el minuto 25, tras una acertada combinación que acababa con una jugada personal de la catalana (1-0).

Los nervios de El Olivo hicieron que las escasas ocasiones de crear peligro quedaran anuladas por una rotunda defensa del Tenerife Sur, que dominó con claridad esta primera mitad del partido.

Tras la reanudación, la superioridad local hizo que las rojiblancas tuvieran reiteradas ocasiones de ampliar el marcador mientras que las viguesas no encontraban los pasillos directos a puerta.

En los últimos compases del encuentro, Reichel lanzaba una falta directa que fulminaba las redes de la portería defendida por Sheila y subía el último tanto al marcador (2-0). Se esfumaba así el sueño de El Olivo, que sin embargo, nunca bajó los brazos en su pelea.