02 de junio de 2008
02.06.2008
motociclismo - Gran Premio de Italia-250 c.c.

Simoncelli gana tras un polémico derribo a Barberá

02.06.2008 | 02:00
Simoncelli enfila la recta de meta observando a Barberá caído en el suelo.

Bloqueó en el penúltimo paso por meta al español, que era más veloz, y éste se cayó.

El italiano Marco Simoncelli (Aprilia) se impuso en el Gran Premio de Italia de 250 c.c. tras provocar la caída de Héctor Barberá (Aprilia) en la última pasada por la línea de meta del circuito de Mugello.
Otro español, Alvaro Bautista (Aprilia), se dejó buena parte de las posibilidades de ganar el Mundial, para el que al principio de temporada era uno de los favoritos, al caerse en la séptima vuelta cuando iba era líder.
El español Alex Debón (Aprilia) fue segundo por delante del suizo Thomas Luthi (Aprilia) y se ha situado en la tercera posición del Campeonato del Mundo, con 79 puntos, por detrás del finés Mika Kallio (KTM), con 106, y el italiano Mattia Pasini (Aprilia), segundo con 88.
Bautista salió muy bien y pronto se distanció junto a Barberá, que había hecho la `pole´, y Simoncelli, con Debón un poco descolgado. La caída del piloto de Toledo dejó la carrera en una mano a mano entre el transalpino y el de Valencia.
Simoncelli se destacó levemente, pero Barberá enseguida volvió sobre él. Entre tanto, otro español, Héctor Faubel (Aprilia), también se iba al suelo.
A once giros para el final de la carrera, Barberá superó a Simoncelli en plena recta. La moto del español tenía más velocidad que la del italiano. Simoncelli se la devolvía en la siguiente vuelta.
Debón peleaba con Luthi, con Pasini y con el japonés Yuki Takahasi (Honda), pero pronto se quedaban el español y el suizo en solitario.
Cuando solo faltaban cuatro vueltas, Barberá se situó de nuevo en cabeza, pero Simoncelli enseguida se situaba al frente de la misma con el español consciente de tener mayor velocidad. Así llegaban al final de la carrera con el español esperando a hacer el adelantamiento definitivo.
Al pasar por penúltima vez por la meta, a 240 kilómetros por hora, Barberá lanzaba su ataque, pero Simoncelli se cruzaba provocando una caída espeluznante del español, que salía despedido de su moto contra el muro de la recta. Sin consecuencias físicas, pero sí morales y deportivas.
Debón se vio levemente perjudicado por la caída de Barberá en su persecución, pero, al menos, pudo con Luthi y es el mejor español del campeonato en la tercera posición.
Barberá criticó la maniobra de Simoncelli y acusó al italiano de haberla provocado conocedor de que el motor del español tenía mayor velocidad. Este se disculpó y dijo que no le había visto.
En la polémica terció incluso Pedrosa. "El movimiento que ha hecho Simoncelli, desde mi punto de vista, no es correcto, no puedes ser tan sucio porque en ese punto te estás jugando la vida. En China en la comisión de pilotos estuvimos hablando de estas maniobras. Es muy difícil llegar a una conclusión de qué es lo que debe de hacer cada uno, pero entiendo también que era un poco excesivo porque todavía faltaba una vuelta más".
La dirección de carrera, sin embargo, no sancionó a Simoncelli. Según informó la organización, tras revisar visualmente la carrera, decidió de forma unánime no tomar ninguna acción.
Barberá es ahora séptimo en el campeonato con 53 puntos por delante del Bautista, octavo con 41, Aleix Espargaró (Aprilia), ayer noveno, la misma posición que tiene en el Mundial, y Julián Simón (KTM), undécimo y décimo en la clasificación, con 36. Simoncelli es cuarto con 78.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Ver calendario completo

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine