03 de abril de 2008
03.04.2008
Liga de Campeones

no vale

03.04.2008 | 12:12

El Fenerbahce venció por 2-1 al Chelsea en el partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones y continúa haciendose un nombre por el viejo continente, donde aún no ha perdido en su feudo, después de que un disparo con la zurda de Deivid diera la vuelta al gol inicial inglés.

Los turcos fueron peores en el cómputo global, tuvieron menos ocasiones, pero aprovecharon sus momentos para poder viajar a Stamford Bridge con un pequeño colchón que les dé garantías de soñar con las semifinales de la 'Champions'. Deivid, héroe y villano, fue el protagonista del encuentro al anotar el gol del Chelsea en propia meta, y el de la remontada cuando parecía improbable.

El conjunto inglés, por su parte, impuso un ritmo distinto al de los turcos. Imprimió mucha velocidad al juego y dominó el balón a la perfección en los primeros 45 minutos. Los de Avram Grant, en apenas 10 minutos habían acumulado suficientes méritos como para adelantarse en el marcador.

La potencia de Essien quedó demostrada, la llegada de Lampard se puso de manifiesto en dos disparos consecutivos y las entradas de Joe Cole y Malouda por las bandas hicieron mucho más bueno a Didier Drogba que dio siempre sensación de peligro cuando recibía el esférico.

Y es que el Fenerbahçe no se metió en el partido hasta después del descanso, con el gol de Kazim, porque en la primera mitad fue un equipo indolente y compasivo. Así, fruto de una pérdida en la medular, el francés Malouda se internó por la banda izquierda y sacó un disparo que se acabó convirtiendo en gol en propia meta de Deivid. En una acción desafortunada, el '99' de los turcos metió el pie para cambiar la trayectoria del balón y engañar a su portero Demirel (0-1, min.13).

EL FENERBAHCE CAMBIA DE REGISTRO.

La segunda mitad plantó a un Fenerbahce bien distinto, aupado por el juego de Mehmet Aurelio y la fortaleza de Lugano, que cortó las ocasiones londinenses con la solvencia que en la primera mitad no tuvo. Zico cambió su planteamiento y se contagió de los balones a la espalda de la defensa de su adversario.

La vertiginosidad y sobre todo el empuje permitieron al Fenerbahce empatar un partido, que podría haberse ido al descanso con 0-3 fácilmente. Essien estrelló un soberbio lanzamiento al larguero y Drogba erró en un mano a mano con Demirel.

Así, tanto perdonar acabó pasando factura a los 'blues' que recibieron el empate en el minuto 65 con un zurdazo de Karim Karim. El partido fue entonces cuando se volvió loco, como la afición, y cambió de registro en un abrir y cerrar de ojos.

Cuando el Chelsea, en las botas de Carvalho, pudo dar de nuevo la puntilla, se llevó un jarro de agua fría con un increíble disparo de Deivid. El mismo jugador que condenó al Sevilla con sus goles en el Pizjuán sacó un disparo desde fuera del área, y sin coger apenas carrera, para voltear el marcador y hacer honor a la estadística que ha campeado esta temporada en el Sükrü Saraçoglu en competición europea.

El Chelsea parecía vivir un sueño, pero no tuvo tiempo de despertar. Los británicos, que tenían la eliminatoria encarrilada desde el minuto 13, no tendrán un plácido partido de vuelta porque lo que se suponía un paseo por el infierno, acabo siendo una quema en toda regla.

FICHA TÉCNICA.

--RESULTADO: FENERBAHCE, 2 - CHELSEA, 1 (0-1, al descanso).

--EQUIPOS.

FENERBAHCE: Demirel; Turaci, Lugano, Edu, Vederson; Maldonado, Mehmet Aurelio, Boral (Kazim Kazim, min.54); Deivid, Kezman (Senturk, min.72) y Alex.

CHELSEA: Cudicini; Essien, Terry, Carvalho, Ashley Cole; Ballack, Makelele, Lampard (Mikel, min.76); Malouda, Drogba y Joe Cole (Anelka, min.87).

--GOLES:

0 - 1, min.13. Deivid (propia puerta).

1 - 1, min.65. Kazim Kazim.

2 - 1, min.81. Deivid.

--ÁRBITRO: Claus Bo Larsen (DIN).

--ESTADIO: Sükrü Saraçoglu. 52.000 espectadores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Ver calendario completo

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine