0 - ATHLETIC BILBAO

Aranzubia; Expósito, Sarriegi, Amorebieta, Javi González; Iraola, Iturriaga (Garmendia, min. 51); Javi Martínez, Yeste (Etxeberria, min. 64), Gabilondo (Urzaiz, min. 51); y Aduriz.

3 - OSASUNA

Ricardo; Izquierdo, Cuéllar, Miguel Flaño, Monreal; Nekounam; Juanfran (Juanlu, min. 46), Raúl García, Muñoz (Puñal, min. 61), David López; y Soldado (Webó, min. 77).

GOLES: 0-1, min. 30: Muñoz, de penalti. 0-2, min. 47: David López. 0-3, min. 75: Izquierdo.

ÁRBITRO: Clos Gómez (Colegio Aragonés). Expulsó a Aduriz (minuto 92), por doble amonestación. Además, mostró tarjeta amarilla a los locales Sarriegi y Amorebieta, y a los visitantes Cuéllar y Soldado.

INCIDENCIAS: Prácticamente lleno en San Mamés. Unos 39.000 espectadores. Temperatura agradable y terreno de juego en buenas condiciones. Vigésima séptima jornada de liga.

El Athletic Club encendió ayer la alerta roja de la presente temporada con una nueva derrota en San Mamés, la octava en lo que va de campeonato liguero, esta vez ante Osasuna por cero goles a tres.

El equipo bilbaíno no consiguió salir de los puestos de descenso, a los que volvió hace cuatro jornadas, en un encuentro en el que empezó bien pero se le complicó a la media hora con un penalti en contra muy riguroso que transformó Muñoz. Y ya se le puso imposible en la segunda mitad con los tantos de David López e Izquierdo, este último un golazo.

Osasuna, por su parte, completó una semana inolvidable. A la histórica clasificación para cuartos de final de la Copa de la UEFA le sumó ayer el triunfo de la tranquilidad, ya que con su victoria en Bilbao se distancia ocho puntos del descenso, que hubiesen sido sólo dos de haber caído derrotado. Los bilbaínos, por el contrario, seguirán una semana más en antepenúltima posición.