La AFE ha recibido esta temporada 143 denuncias de jugadores de Primera y Segunda División correspondientes a 25 clubes cuyo importe ascendía a 12.110.711 euros. Quedan pendientes por liquidar 61 impagos que hacen un total de 9.030.000 euros.

En Primera División, el Alavés es el equipo más denunciado con 10 casos que reclaman 2.895.000 euros. Le sigue el Deportivo, con 3 denuncias y una deuda de 969.000 euros, el Zaragoza, con 1 que reclama 145.000, y sobre el Sevilla pesa otra de 42.000.

El equipo más endeudado de Segunda División es el Sporting, con 17 reclamaciones que suman 1.765.000 euros.

En Segunda División B, el total de denuncias eran de 321 entre 44 clubes y su importe total de 3.546.598 euros. Para mañana quedan pendientes 129 deudas que hacen un total de 1.872.800 euros.

En Tercera División la cantidad reclamada es de 322.000 euros de 45 denuncias.

Mañana, día 31 de julio, es la fecha tope para abonar las cantidades. Aquellos clubes que no cumplan con sus pagos descenderán de categoría.