Medio Rural talará los árboles junto a las casas de Río Frío

Los vecinos de este barrio de Chapela llevan años reclamando la retirada de la masa forestal ante el riesgo en caso de incendio

Los vecinos de Río Frío, en una de las protestas para que talen los árboles junto a las casas.

Los vecinos de Río Frío, en una de las protestas para que talen los árboles junto a las casas. / MARTA G. BREA

Antonio Pinacho

Antonio Pinacho

Los vecinos de Río Frío, en Chapela, por fin tendrán un verano tranquilo sin la amenaza de un incendio forestal en las puertas de sus casas. Tras años reclamando sin éxito la tala de la masa forestal que rodea sus propiedades, parece que su suerte ha cambiado. El gobierno local asegura que la Consellería de Medio Rural ha atendido la demanda realizada desde el Concello de Redondela y acometerá la limpieza y tala de la biomasa en este barrio de la zona alta de Chapela, donde los pinos y eucaliptos se encuentran pegados a las viviendas.

La concejalía de Medio Ambiente había solicitado el pasado mes de marzo a la Dirección Xeral de Defensa do Monte “as inspeccións oportunas nas faixas secundarias de biomasa para previr incendios forestais”. Previamente desde el Concello ya se había reclamado a los propietarios de una treintena de parcelas de esta zona de monte con arbolado y matorral que procedieran a su limpieza, “pero unha vintena de terreos non están identificado os seus donos”, explica la edil responsable de Medio Ambiente, Pilar Martínez.

Ante la falta de medios propios por parte del la administración municipal para realizar la limpieza, se tramitó la solicitud ante la Consellería de Medio Rural, que es la responsable en materia de prevención de incendios, mediante un escrito en base al convenio de colaboración firmado entre el Concello, la Xunta, la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp) y la Empresa Pública de Sevizos Agrarios Galegos (Seaga).

El Concello ya había reclamado a los propietarios de una treintena de parcelas que las limpiaran

Martínez explica que ya recibieron contestación positiva desde la Consellería de Medio Rural “que será quen realice a xestión da biomasa e a retirada de especies arbóreas, na súa maior parte eucaliptos e piñeiros”. La edil confía en que los trabajos se realicen “no prazo de tempo máis breve posible, xa que o risco de incendio aumenta coa chegada do verán e os veciños levan moitos anos demandando unha solución”.

Suscríbete para seguir leyendo