El Concello de Ponteareas ha talado ayer los 31 pinos existentes en el parque Ferro Ucha. Los informes técnicos de Medio Ambiente así lo aconsejaban, además de existir la obligación legal, por la normativa de prevención de incendios, puesto que se situaban a poca distancia de viviendas. El documento alertaba de que “la caída de ramas sería frecuente”.