El XIX Festival de Cans recibió más de 10.000 personas en su regreso a las fechas primaverales, según explicó la organización. La mitad del público pasó por Cans el sábado, día grande, “en el que hubo un gran ambiente y un comportamiento ejemplar por parte del público”, explican.

La principal afluencia de gente se produjo en los conciertos nocturnos de Amparanoia, el viernes, y Dakidarría, el sábado, que llenaron la carpa con unas 1.500 personas contabilizadas entre el público. Fueron, junto con la actuación de Os Vinagres el sábado por la tarde, los eventos más concurridos de esta edición.

Al margen de los conciertos gratuitos, destacó el multitudinario “Coloquio na Leira” con Daniel Monzón, al que asistieron cerca de 300 personas que pudieron saber más de las experiencias de este cineasta mallorquín, autor de películas como “Las leyes de la frontera” y “Celda 211”. Monzón también protagonizó uno de los momentos más emocionantes del festival al dejar su huella y descubrir su placa en el Torreiro das Estrelas.

La Gala Final de Entrega de premios, celebrada el sábado por la noche, finalizó ya de madrugada con la entrega del Premio del Público del certamen, que fue para el cortometraje “La entrega”. Dirigida por Pedro Díaz y protagonizada por el veterano actor Ramón Barea, la obra tuvo su estreno absoluto durante el festival.