Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Accidente de Salceda: “Cinco años de cárcel por tres vidas es una vergüenza; mi sobrino vivió poco más”

El hermano y tío de los fallecidos en el choque mortal considera escasa la petición de condena de la Fiscalía | La acusación particular pide 9 años de prisión para el causante del accidente

Estado del vehículo, un Renault Megane, que conducía el acusado de provocar el accidente. | // A. GUTIÉRREZ

La familia de los tres fallecidos en el accidente de tráfico causado por un conductor que quintuplicaba la tasa de alcohol permitida al volante hace un año en la PO-510, en Salceda de Caselas, no entiende cómo la Fiscalía pide 5 años de cárcel para el acusado. “El informe de la Guardia Civil es demoledor”, destaca Ricardo Gondell, hermano de María Luisa y tío de los dos menores de edad, de 6 y 13 años, que perdieron la vida en aquel trágico suceso. “Cinco años de cárcel por tres vidas es una vergüenza, mi sobrino vivió poco más”, lamenta el portavoz de la familia, que, como acusación particular, solicita 9 años de prisión para A.L.R, causante del suceso y único superviviente.

“El informe de la Guardia Civil es demoledor”, destaca Ricardo Gondell

decoration

Nueve años es lo máximo que puede pedir la acusación particular por los tres homicidios por imprudencia grave y delito de conducción bajo los efectos del alcohol que le atribuyen a A.L.R., vecino de Porriño de 33 años. En este sentido, cabe recordar que el acusado arrojó un resultado de 2,49 miligramos de alcohol por litro de sangre cuando le realizaron la prueba de alcoholemia a su llegada al hospital, tras el accidente, es decir, cinco veces más de lo permitido. De hecho, antes de subirse al coche aquel 19 de marzo, la investigación sostiene que el joven hablaba solo, balbuceaba, tenía dificultades para mantener el equilibrio e incluso se cayó quedándose tumbado en el suelo un rato hasta que consiguió levantarse.

Organizan una misa y concentración por el primer aniversario este sábado en Nigrán

decoration

En esas circunstancias se puso al volante de su Renault Megane, condujo a una velocidad excesiva e invadió el carril contrario, impactando brutalmente con el Citröen C-4 en el que viajaban María Luisa y sus dos pequeños. “No fue un simple descuido; fue algo mucho más grave, bebió hasta caerse redondo y cogió el coche llegando a circular a 128 km/h en un tramo limitado a 90. Antes de chocar con mi hermana condujo en dirección contraria”, lamenta Ricardo Gondell.

La pena de 5 años de prisión que pide el Ministerio Fiscal es incomprensible para la familia de las víctimas, que claman justicia. Asimismo, la Fiscalía también reclama que el acusado indemnice con 600.000 euros a la familia, algo que desde el seno de la misma dejan bien claro que “no es lo que nos preocupa, el dinero nos da igual, no nos devuelve a mi hermana y a mis sobrinos”.

Primer aniversario

Este sábado, 19 de marzo, se cumple el primer aniversario del suceso y la familia ofrecerá una misa en honor a los tres fallecidos en la iglesia de San Pedro de A Ramallosa, a las 12.00 horas. Y es que, aunque María Luisa Gondell, de 38 años, residía en Salvaterra con su marido y los dos hijos del matrimonio, era natural de Nigrán. Previamente, a partir de las 11.15 horas, hay convocada una concentración para pedir justicia. Se recogerán flores para dejar en el cementerio y en el lugar del accidente.

Compartir el artículo

stats