La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia condena al Ayuntamiento de Ponteareas a abonar a Sogama 47.435,08 euros y 3.858,83 euros, más IVA, por las bonificaciones percibidas en el servicio de tratamiento de residuos en el año 2019 y en enero de 2020, respectivamente, más los intereses correspondientes. Y es que la Administración local, según la sentencia, no cumplió el requisito de rebajar el recibo de los vecinos y las vecinas en un 10% que le pedía la empresa pública de titularidad autonómica. El Ayuntamiento trata de justificarlo, “en el hecho de no haber subido el importe de la tasa desde el año 2013”.

Ante ello, el grupo líder de la oposición, el PP, asegura que “ya se lo habíamos advertido al gobierno local” y “que votar en contra de la moción que presentamos en el Pleno para actualizar la ordenanza municipal de Recogida y Tratamiento de Basura para bajar ese canon iba a tener prejuicios” y explican que esa rebaja del 10% “fue puesta en marcha por la Xunta en el año 2018, a través de Sogama por la que el Ayuntamiento recibió durante meses una bonificación y estaba obligado a trasladar ese descuento también a los recibos de los vecinos, cosa que no hizo” y ahora “hay que devolver la subvención más los correspondientes intereses de demora”. Una situación que califican los populares de “muy grave”.

Solicita el PP, en palabras de su portavoz, Belén Villar, “por segunda vez en el pleno que de manera urgente se modifique la ordenanza para rebajar en un 10% el canon que pagan actualmente los vecinos”.