La carrera de San Silvestre de Ponteareas se convirtió una edición más en sinónimo de solidaridad. Un total de 750 personas pudieron participar de forma segura con una organización implicada que decidió llevarla adelante, evitando la suspensión.

La concejala de Benestar Social, Verónica Carrera, informó que tras el recuento se contabilizaron 1.541 kilos de ayuda destinada al centro de reparto de alimentos municipal. Más de tonelada y media de apoyo que deja entre los productos más donados pasta y arroz como alimentos no perecederos y productos de higiene.

“Desde el Ayuntamiento queremos agradecer el trabajo de los Taninos Runners para llevar adelante un año más esta hermosa iniciativa con todas las precauciones que la situación sanitaria demanda y también de todas las personas participantes que mostraron su lado más solidario entregando productos que se destinarán a las familias que más lo necesiten. Su implicación siempre es imprescindible”, destaca la edil. Verónica Carrera también quiso destacar el papel de todas las personas voluntarias, miembros de Protección Civil, empresas y comercios locales.

Por su parte, el concejal de Deportes, Miguel Bouzó, se suma también al agradecimiento a la organización por el “ingente trabajo desinteresado para que todas y todos pudiéramos disfrutar de un evento totalmente seguro, llenando la villa de deporte”.