Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

AER denuncia el uso de “medios agresivos” para limpiar la playa de Cesantes

Los exsocios del gobierno redondelano acusan a la alcaldesa de una “posible infracción medioambiental” | Piden a la Xunta que abra una investigación sobre esta actuación

Vista de la playa de Cesantes, en Redondela. | // FDV

Nuevo capítulo en la crisis del gobierno local de Redondela tras la reciente ruptura del pacto entre la Agrupación de Electores (AER) y el PSOE. La formación asamblearia ha presentado ante la Dirección Xeral de Cambio Climático de la Xunta un escrito en el que solicita que la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda investigue “la posible infracción medioambiental” que está cometiendo la alcaldesa, Digna Rivas, después de que el pasado 16 de julio decidiese realizar la limpieza de las playas del municipio “con métodos agresivos”, incluyendo zonas que pertenecen a la Rede Natura 2000.

Junto a la denuncia, remitida al órgano competente de la Xunta, AER adjunta un informe del técnico municipal de Educación e Control Ambiental de Redondela que afirma que los métodos utilizados en la playa de Cesantes suponen la eliminación total del arribazón –acumulaciones de posidonia desprendida como consecuencia de temporales que es arrastrada hasta la orilla– en una zona de especial protección. En el documento del técnico se califican como “métodos agresivos” los llevados a cabo, con una “pala excavadora que recorrió todo el arenal añadiendo a la extracción indiscriminada de algas, una destrucción del sistema intermareal no solo a nivel estructural sino también a nivel de la fauna”.

Pérdida de arena

Desde AER subrayan que la ensenada de San Simón está incluída en la Rede Natura 2000 “por lo que debe estar protegida de métodos como los empreados por la alcaldesa los pasados días 17, 18, 19 y 29 de julio”. Las consecuencias directas de este sistema de limpieza suponen, según el técnico municipal, “no solo la destrucción del ecosistema intermareal, sino la retirada de grandes cantidades de arena que ya no se recuperan, la interrupción de la cadena trófica y extinción de fauna necesaria”. Unas medidas que aseguran que tendrán consecuencias económicas para el Concello, que estaba siendo desde el año pasado un referente medioambiental en cuanto al cuidado del medio marino.

Asimismo, señalan que con esta actuación se rompe el trabajo de colaboración iniciado con Facultade de Ciencias do Mar de la Universidade de Vigo y con la cofradía de pescadores; así como con el Ministerio de Transición Ecológica, que estaba al tanto del método de limpieza manual llevado a cabo y defendido por los concejales de AER.

El concejal de Medio Ambiente, Roberto Villar, defendió desde que tomó posesión de las competencias en las playas la eliminación de las algas de forma manual y afectando el mínimo el entorno, tal y como indican las recomendaciones y directivas europeas en los espacios especialmente protegidos como el arenal de Cesantes. Precisamente esta defensa medioambiental significó la ruptura unilateral del acuerdo de gobierno entre AER y PSOE al retirar la alcaldesa a Villar las competencias de playas “para acometer una limpieza descontrolada y agresiva en los arenales”, concluyen desde la fomación asamblearia.

Compartir el artículo

stats