Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nigrán recibe casi sesenta solicitudes para hacer hogueras privadas

Dos de ellas fueron presentadas por asociaciones y las demás por personas a título individual para realizarlas en sus casas E Los fuegos colectivos en la playa, prohibidos

Las hogueras de San Xoán en la playa antes de la pandemia. |   // MARTA G. BREA

Las hogueras de San Xoán en la playa antes de la pandemia. | // MARTA G. BREA

Finalmente 58 personas presentaron en el registro de entrada del Concello de Nigrán solicitudes para hacer hogueras de San Xoán, una vez que el Concello prohibió las fiestas multitudinarias propias de la playa de Panxón, y permite que puedan hacerse de forma familiar en fincas privadas.

Hasta el pasado día 13 estuvo abierto el plazo para solicitar autorización para hacer una hoguera en San Xoán. Las personas físicas o jurídicas debían dirigirse al registro general del Ayuntamiento o a la sede electrónica, e hicieron constar en la solicitud el lugar elegido para hacerla, así como nombre y datos de los responsables de la misma (los solicitantes serán responsables de los daños que puedan ocasionar a terceros).

El Concello destaca, en todo caso, que la posibilidad final de hacer la hoguera está sujeta la posible normativa que surja, incluyendo la relativa al COVID-19 (el año pasado finalmente la Xunta no autorizó ninguna, aun estando autorizadas previamente por los ayuntamientos).

Medidas máximas

El gobierno local de Nigrán dictó un bando donde hace constar todos los aspectos que se deben tener en cuenta a la hora de confeccionar la hoguera. Así se explica que el material inflamable de la hoguera deberá estar amontonado con un día de antelación a su quema, para poder llevar a cabo su revisión. También que el volumen del material combustible de la hoguera no superará los cinco metros de diámetro ni los tres metros de altura.

“La separación entre las hogueras y los edificios, árboles y demás objetos que puedan resultar dañados, será como mínimo de doce metros. Se pondrá especial cuidado de no situarlas bajo tendidos eléctricos o telefónicos, así como que a las afueras no haya almacenados productos inflamables ni zonas forestales”, afirman.

También “se prohíbe la quema de neumáticos, plásticos, aceites, etc., y en general, cualquier otra sustancia que desprenda humos tóxicos”. Asimismo se cuidará de no echar a la lumbre “recipientes que contengan líquidos inflamables o gases a presión (sprays) aunque estén vacíos”.

Sofocar los fuegos

Por último, el Concello indica que al finalizar la hoguera y, antes de abandonar el lugar de esta, los responsables de la organización se asegurarán de que las cenizas queden totalmente apagadas.

Sobre las hogueras en la playa, el gobierno local considera que, por el momento, no se reúnen las condiciones sanitarias que permitan devolver la celebración a la playa de Panxón. No así las hogueras de carácter familiar o vecinal.

Compartir el artículo

stats