Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ataque al eucalipto: destrozan una plantación con más de un centenar de ejemplares en Tui

Vandalismo en los montes de Randufe Comunidad de Montes de Randufe

Los eucaliptos están demonizados por su elevada capacidad para propagar incendios. Muchas comunidades de montes los plantan lo menos posible precisamente por ello. Pero hay zonas muy pedregosas en los que los terrenos no admiten otras especies. Es lo que sucede en la parcela de Chan Longa, la parroquia de Randufe, en Tui. Los comuneros plantaron hace poco más de un año eucaliptos en esa zona al considerar que no era viable utilizar otras especies. Ahora han visto cómo los en torno a 140 eucaliptos sembrados han sido destrozados. “Al ser todavía pequeños los han arrancado con sus propias manos. Quienes hayan hecho esto son unos auténticos desalmados, han provocado un auténtico destrozo”, clama el presidente de la comunidad de montes de Randufe, Ramón Martínez.

Ya está puesta una denuncia ante el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona), de la Guardia Civil, pero las esperanzas de encontrar a los responsables de estos actos son escasas. Esa plantación de eucaliptos, no obstante, se hizo siempre bajo recomendaciones de los técnicos, “que nos aconsejaron que solo podríamos plantar estas especies”, defienden los comuneros, que aseguran que en otras parcelas del monte tienen sembradas una gran cantidad de especies frondosas.

El problema además es que este destrozo de los eucaliptos ha provocado pérdidas de miles de euros a los comuneros. No solo eso, sino que el dinero que iban a generar con la venta de la madera lo revertirían en el mantenimiento del monte y la plantación de especies frondosas, como ya han hecho en otras zonas. Por tanto, el destrozo económico será a medio plazo mucho más cuantioso que la mera pérdida de los eucaliptos.

El presidente de la comunidad de montes de Randufe alerta ahora del riesgo de que, tras el destrozo de los eucaliptos, se forme en esta parcela un bosque que podría ser un pasto de llamas y con el riesgo añadido de que estos terrenos de Chan da Longa están a unos trescientos metros del parque natural del Monte Aloia, una de las grandes joyas medioambientales de Tui y de toda Galicia. Un posible incendio en la zona víctima del acto vandálico, por tanto, podría ser dramático para todo el entorno.

Compartir el artículo

stats