Tomiño, que participaba por segunda vez en el certamen Vilas en Flor, fue distinguido con tres flores de honor mejorando las dos logradas el año pasado. El jurado, que visitó el municipio para evaluar distintos aspectos, destaca en su resolución “la implicación de toda la comunidad y el importante apoyo de toda la corporación municipal”, mereciendo una mención especial “el buen gusto y la variedad de los árboles escogidos en las zonas verdes de las nuevas urbanizaciones y el futuro del proyecto de reforma de la plaza de la iglesia de Goián”.