El Concello de Salceda ha solicitado la licitación de la obra del itinerario peatonal y ciclista de la PO-411 en Parderrubias, cuyo concurso se ha retrasado a pesar de que la Xunta trabaja en este proyecto desde 2016.

El proyecto supondrá, se finalmente se realiza, la mejora de la seguridad vial entre el casco urbano y el IES Pedras Rubias, en una zona actualmente muy peligrosa para el tráfico peatonal.

La dirección del IES ha mostrado su preocupación por la falta de seguridad en el vial, por el que transita parte de su alumnado, conscientes de que este proyecto sería una buena solución al problema.

Según el Concello, la falta de seguridad “añadida al punto de pandemia que estamos viviendo hace que la senda resulte aún más importante, como alternativa incluso al transporte escolar en las zonas más cercanas al IES, garantizando de este modo unos desplazamientos seguros y lejos de las aglomeraciones de personas”.

La alcaldesa de Salceda, Loli Castiñeira, indicó ayer que este proyecto es urgente y abogó porque no se pierdan los fondos de la Unión Europea para el mismo. ”Ahora que la Xunta cuenta ya con el nuevo ejecutivo, esperamos tener buenas noticias lo antes posible y que la senda peatonal y ciclista de Parderrubias pueda ser una realidad”, indicó.

La iniciativa había sido aprobada por la Administración Autonómica el 7 de marzo de 2016 dentro del Plan de Sendas de Galicia para el fomento de la movilidad sostenible. 8 de las 9 sendas aprobadas entonces fueron ejecutadas, quedando tan sólo pendiente la de Salceda de Caselas.

El inicio de la construcción estaba prevista para 2018 y en abril de 2019 el responsable de la Agencia de Infraestructuras de Galicia, Francisco Menéndez, en un escrito enviado al Ayuntamiento, reconocía que no se había llevado a cabo el proyectado, y que calculaba que la licitación se llevaría a cabo a mediados de 2019. Pero no fue hasta septiembre de ese año cuando se citó a las personas afectadas para gestionar las expropiaciones

Además, según el Concello, el 29 de noviembre del 2019, la AXI recibió a la junta directiva de la asociación de vecinos/as de Parderrubias para hablar diversos temas relacionados con la senda, negando la posibilidad de que asistiera también la alcaldesa a esa misma reunión tal y como se había solicitado desde el Ayuntamiento.