16 de octubre de 2020
16.10.2020
Faro de Vigo

Los vecinos de Vilar se unen a los de O Viso en el rechazo a los nuevos viales de la Diputación

Critican la senda que se pretende realizar en la Estrada do Galleiro y la falta de respuesta a sus demandas - Advierten del riesgo que supondrá para los peatones en uno de los tramos

16.10.2020 | 01:04
Vecinos de Vilar de Infesta en el tramo de la Estrada do Galleiro que se pretende reformar.

El rechazo expresado por los vecinos de O Viso ante el resultado de las obras que ejecuta la Diputación para mejorar la seguridad vial en la carretera EP-2091 entre Cesantes y Alxán ha encontrado aliados entre los vecinos de Vilar de Infesta. En esta otra parroquia el organismo provincial tiene previsto realizar una reforma similar en la carretera provincial EP-2906 en un tramo entre Os Valos y Guizán, que también cuenta con la desaprobación de los residentes de la zona.

Una representación de vecinos de Vilar acudieron el pasado miércoles a O Viso apoyar a esta parroquia en sus protestas contra la actuación que desarrolla la Diputación en esa zona y ahora, desde la Asociación de Vecinos San Martiño de Vilar, expresan a través de un escrito su "profunda desilusión" con la administración provincial en el proyecto de urbanización de la carretera Os Valos-Guizán y critican su "actitud de dejadez y política de oídos sordos" ante las peticiones de los afectados "por las irregularidades del proyecto presentado".

El colectivo ciudadano explica que en la actuación prevista, pese a hacer menciones constantes a la recuperación de espacios públicos y seguridad vial, "presenta varios puntos en los que mezcla el tráfico de bicicletas con el tráfico peatonal en una zona por la que transcurre el Camino de Santiago". Asimismo critican la existencia de varios pasos de cebra "que desembocan en cunetas" y denuncian que presenta unos accesos a las viviendas "que en algunos casos son claramente deficientes".

Desde la asociación de vecinos califican de "solución esperpéntica" lo que denominan "plataforma única de convivencia entre peatones y vehículos" en las que el tránsito rodado y peatonal comparten espacio en la calzada en un tramo limitado a 30 kilómetros por hora, lo que supone un evidente riesgo de atropello para los viandantes, ya que se trata de una carretera que soporta un elevado tráfico de turismos y vehículos pesados.

Otra de las críticas es que solo se contempla una senda para peatones y ciclistas de 2,5 metros de anchura en uno de los laterales, en vez de una urbanización con aceras a ambos lados iguales a las que se construyeron en las fases anteriores de esta carretera.

Todas estas deficiencias fueron puestas en conocimiento tanto del Concello como de la Diputación "pero en ningún momento han contestado ni aportado solución".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

FaroEduca