02 de agosto de 2020
02.08.2020
Faro de Vigo
BAIXO MIÑO

Un informe apunta al Gobierno como responsable subsidiario de la explosión de Paramos

Un estudio de parte asegura que los controles realizados al investigado no fueron efectivos - La pericial ya fue entregada al juzgado por la Asociación de Afectados

02.08.2020 | 00:53
Concentración de los afectados en la subdelegación del Gobierno, en 2019.

Un informe pericial entregado la pasada semana al Juzgado de Tui por la Asociación de Afectados de Paramos y Guillarei apunta al Gobierno como responsable subsidiario de la explosión pirotécnica del depósito clandestino de explosivos ocurrido en el barrio de A Torre de Paramos-Tui, el 23 de mayo de 2018.

El informe, al que tuvo acceso FARO DE VIGO, determina que los controles sobre los explosivos que manejaba el pirotécnico Francisco González Lameiro, no fueron efectivos y que el "fogueteiro", único investigado por los hechos, tenía en el depósito clandestino de Paramos material legal que había retirado del edificio de Pirotécnica "La Gallega", ante el temor al cierre.

En la explosión murieron dos personas, más de treinta resultaron heridas y se causaron cuantiosos daños materiales.

El informe pericial afirma que "ha quedado demostrado en los Autos que ni el Jefe de la Dependencia de Industria y Energía de Pontevedra, ni las Intervenciones de Armas y Explosivos (IAE) de Tui y Pontevedra de la Guardia Civil detectaron los múltiples descuadres de los Libros Registro de Materias Reglamentadas Explosivas", del empresario pirotécnico.

Añade que "el "investigado" dice en una de sus declaraciones: "que cuando se le hizo la inspección de industria en el depósito de Valeixe (otro almacén de material de la misma empresa), se le preguntó sobre algunos desfases en el libro de registro sobre la cantidad acumulada, ya que había que restarle a la cantidad que entraba, la saliente, que se le explicó estas incidencias al inspector en su día y no hubo más problema y que no hubo ninguna incidencia en las inspecciones de industria". Esto es, el jefe de la Dependencia de Industria y Energía de Pontevedra, detecta unos "descuadres" del Libro Registro del Depósito de Valeixe y "no hubo problema". Es evidente a la vista de los autos que si el responsable al ver este "descuadre" en vez de dejarlo pasar se hubiera "remangado" y puesto a la tarea de "tirar del hilo" de todos los Libros Registro habría detectado las irregularidades (e incluso el Registro en "B" deducido por los agentes de la Policía Judicial de Tui actuantes en esta instrucción), y más que muy seguramente, cuanto menos, habría dificultado estas actuaciones ilegales y clandestinas de materia reglamentada explosiva por parte del "investigado", y no puedo afirmar rotundamente que pudiera haber impedido o imposibilitado el acopio por parte del "investigado", se afirma en la pericial.

Además, el informe, que ha sido elaborado por el ingeniero de minas José María Catalán Alonso destaca la falta de diligencia en las inspecciones que se realizaron por parte de Intervención de Armas de la Guardia Civil de Tui y Pontevedra.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca