11 de septiembre de 2019
11.09.2019
BAIXO MIÑO

La frontera del Miño ratifica sus lindes

Autoridades portuguesas y españolas firmaron ayer el acta anual de reconocimiento de límites

11.09.2019 | 01:15
Representantes de los concellos miñotos junto a miembros de la Comandancia. // D.B.M.

Los representantes de los municipios del Tramo Internacional del Río Miño acudieron ayer a su cita anual con la firma de actas de reconocimiento de lindes, un acto que da cumplimiento a lo recogido en el artículo 25 del Tratado de Lisboa de 1864, en el que se definió la frontera entre España y Portugal.

Por la parte española acudieron los representantes de los concellos de A Guarda, O Rosal, Tomiño, Tui, Salvaterra de Miño, As Neves, Arbo y Crecente; mientras que del lado luso asistieron los presidentes de las cámaras de Caminha, Vila Nova de Cerveira, Valença, Monçao y Melgaço. Los españoles, con salida desde la Comandancia Naval del Miño, localizada en Tui, se trasladaron a bordo del patrullero de la Armada "Cabo Fradera" hasta el punto de encuentro con el patrullero de la Marinha portuguesa "Río Minho", en el que estaban embarcadas las autoridades lusas y donde tuvo lugar la firma conjunta de reconocimiento de los límites fronterizos.

Tras la firma, el Comandante Naval del Miño, el capitán de corbeta Juan Díaz; su homólogo portugués, el Capitán de Puerto de Caminha y capitán de corbeta Pedro Servaens; y el Vicealmirante Director General de la Autoridad Marítima Portuguesa, Carlos de Sousa, dedicaron unas palabras a los presentes.

En este sentido, cabe destacar que la Comandancia Naval del Miño fue creada en 1989, aunque sus orígenes datan precisamente del Tratado Internacional de Límites firmado en 1864 entre España y Portugal. El área de responsabilidad de la Comandancia incluye los 77 kilómetros de río Miño que van desde la desembocadura en A Guarda hasta la confluencia del río Troncoso, donde finaliza el Tramo Internacional del Río Miño.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca
Finalizou o Concuro Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo traballaron para contar como ven eles as Illas Cíes