22 de marzo de 2018
22.03.2018
Faro de Vigo
REDONDELA

Redondela recurre a la vía judicial para bloquear la retirada de la tarjeta verde

Presenta un contencioso contra Vigo al considerar ilegal el criterio del empadronamiento en las bonificaciones - Piden como medida cautelar la suspensión de la tarjeta PassVigo

22.03.2018 | 02:14
Un autobús de Vitrasa en la parada junto al instituto de Chapela, en la Avenida de Vigo. // Ricardo Grobas

El conflicto generado por la decisión de Vigo de retirar la tarjeta verde de Vitrasa a partir del próximo 15 de abril y su sustitución por la llamada PassVigo, que solo contempla descuentos en el transporte urbano para los residentes la ciudad olívica, lo resolverá un juez.

El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Vigo recibió ayer la demanda presentada por el Concello de Redondela contra esta medida, que argumenta en base a que no es legal utilizar el criterio de empadronamiento para las bonificaciones o beneficios fiscales en las tarifas de los servicios municipales.

El regidor redondelano, Javier Bas, explicó ayer que se adoptó esta decisión después de fracasar la vía del diálogo. "Solicitamos a Vigo una reunión con su alcalde [Abel Caballero] para tratar de buscar soluciones al conflicto, pero solo recibimos la callada por respuesta. También nos llegaron por los medios de comunicación sus declaraciones en las que afirmaba que no tenía nada que negociar con Redondela, así que no nos quedó otra opción que recurrir a la vía judicial para defender los derechos de nuestros vecinos", afirma Bas.

El gobierno local utiliza como base argumental de su demanda el informe jurídico del secretario municipal en el que señala que no sería conforme a la normativa legal el criterio del empadronamiento que quiere imponer Vigo para dejar fuera a los vecinos de otros municipios, ya que sería una medida discriminatoria.

Sin embargo, consciente de que la vía judicial puede eternizar el conflicto, la demanda también incluye la petición de medidas cautelares que suspendan la puesta en marcha de la tarjeta PassVigo mientras el contencioso no se resuelva. De esta forma se pretende evitar perjuicios a los vecinos, ya que a partir del próximo 15 de abril, cuando se elimine la tarjeta verde, tendrían que pagar 1,35 euros por viaje frente a los 0,89 actuales con la bonificación.

Bas coincide con la plataforma PassArea y con la Asociación de Vecinos de Chapela en que la solución al conflicto estaría en la puesta en funcionamiento del transporte metropolitana incluyendo el autobús urbano en Vigo, pero culpa a Caballero de su paralización "tras incumplir el convenio firmado en julio de 2016 para la puesta en marcha del convenio".

Por otra parte, el pleno ordinario de Redondela debatirá hoy la moción presentada por el colectivo PassArea con la que quieren que todos los partidos políticos se posicionen en apoyo a sus demandas.

Esta plataforma vecinal también señaló ayer que no apoya la manifestación convocada para hoy en Vigo contra la retirada de la tarjeta verde ya que apuestan por el diálogo antes de las movilizaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

FaroEduca

LA MEJOR INFORMACIÓN, CERCA DE TI


FARO te ofrece un nuevo servicio de pasatiempos y juegos online

Disfruta desde tu ordenador o tu móvil de más de un centenar de retos como crucigramas o sudokus