La carencia de una puerta que impida el acceso directo al río Alvedosa, la ausencia de una valla perimetral o la presencia de bordillos de cemento son algunas de las quejas de los usuarios del parque infantil de A Xunqueira, situado en las inmediaciones del edificio de los Juzgados de Redondela. Ante esta situación, el grupo municipal del PP trasladó en el último pleno a los responsables municipales la demanda de varias mejoras en este área de juegos con el fin de "garantizar unas adecuadas condiciones de seguridad".

Esta cuestión originó un tenso debate con el portavoz del BNG, Carlos Pazos, que aseguró que las condiciones de seguridad del parque "son as mesmas que hai oito anos", cuando se hizo cargo del departamento de Medio Ambiente, Parques y Jardines, y negó la existencia de alguna queja en el Ayuntamiento por parte de los usuarios.

El portavoz popular, Alberto Pazos, sin embargo, consideró una "deficiencia grave" que no exista una puerta que impida que los niños puedan acceder al río, y también destacó el "peligro" que supone la ausencia de elementos que separen físicamente el parque infantil de la zona de aparcamiento de vehículos habilitada para servicio de los Juzgados, por lo que los coches pueden invadir el espacio de los niños.

Además lamentó el estado del firme, que se transforma en un lodazar en épocas de lluvia, la presencia de bordillos de cemento, y la permanente avería de la fuente, entre otras cuestiones.

El responsable de Parques y Jardines admitió que "todo es mellorable", pero recordó que hace dos años se repuso la arena, "procedente do río, no lugar de canteira, para evitar que levante po" y señaló que el área infantil se limpia todos los días. Por último, Carlos Pazos aseguró que cuando tienen constancia de algún desperfecto en los elementos se procede de inmediato a su reparación.