La ciudad deportiva está blindada legalmente

El Plan Especial regulariza las obras, pese a la ilegalidad en la concesión de la licencia y el rechazo del TSXG al recurso del Concello

Aficionados celestes en el edificio de la ciudad deportiva durante un entrenamiento del Celta. |  // ALBA VILLAR

Aficionados celestes en el edificio de la ciudad deportiva durante un entrenamiento del Celta. | // ALBA VILLAR / REDACCIÓN

REDACCIÓN

El Celta ha acogido con “absoluta tranquilidad” el auto del TXSG que desestima el recurso de casación presentado por el Concello de Mos contra la sentencia del Juzgado Contencioso Administrativo Número 3 de Pontevedra que declaraba ilegal parte del edificio construido en la instalación donde se ejercitan el primer equipo y el filial celeste en la parroquia de Pereiras.

El auto del TSXG confirma la sentencia del Juzgado Contencioso Administrativo número 3 de Pontevedra que anulaba la licencia de obra concedida por el consistorio para la construcción de los vestuarios en la Ciudad Deportiva Afouteza por entender que, al tratarse de suelo rústico para uso privado, la obra no podía ser autorizada mediante licencia municipal directa, sino que debía de haberse tramitado previamente a través de un Plan Especial de Dotaciones e Infraestructuras. Dicho Plan Especial fue aprobado con el Concello de Mos en julio del pasado año y por la Xunta de Galicia el pasado 9 de agosto y está en vigor desde el mes de septiembre, dando cobertura legal a la instalación.

El auto de TXSG, con fecha del pasado 24 de marzo, fue dado a conocer ayer por la Comunidad de Montes de Tameiga a través de un comunicado “La ciudad deportiva del Celta es ilegal. La sentencia es firme, así que esperamos que pronto se ejecute la sentencia y se restituya la legalidad urbanística”, declaró César Lago, presidente de la Comunidad de Montes de Tameiga.

Desde el Celta señalan, sin embargo, que la irregularidad que afectaba a la licencia otorgada en su momento por el consistorio mosense ha sido corregida mediante la aprobación del Plan Especial de Dotaciones e Infraestructuras, documento que cuenta con informes favorables de Medio Ambiente, Patrimonio, ASESA, así como de la Confederación Hidrográfica.

En ese mismo sentido se pronunció ayer el Concello de Mos. El ayuntamiento mosense reconoce la inadmisión por parte del TSXG del recurso de casación presentado contra la concesión de la licencia, pero matiza que las obras están legalmente amparadas por el Plan Especial que permanece en vigor desde septiembre del pasado año. Recalca el Concello de Mos que las obras “no son ilegales”, sino “totalmente compatibles y autorizables” con la aprobación del Plan Especial (contra el que solo se presentaron tres alegaciones) aprobado en primera instancia por el consistorio y posteriormente por la Xunta y que es efectivo desde hace siete meses.

El auto del TSXG se refiere únicamente a la concesión de la licencia para las obras de la primera fase de la ciudad deportiva en la parroquia de Pereiras y no afecta al proyecto Galicia Sports 360, el complejo orientado a la tecnología y la formación en el deporte que el club comenzará a construir este año, con instalaciones repartidas sobre 300.000 metros cuadrados con 75.000 metros de techo construido. Dicho proyecto fue declarado en noviembre del pasado año “de interés autonómico” por la Xunta de Galicia de acuerdo con lo previsto en la Ley de Ordenación del Territorio de la comunidad autónoma.