Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Aspas madruga en su cita con el gol

El astro céltico estrena su cuenta goleadora en la jornada inaugural y anota el número 200 de su carrera | Solo Benzema de los futbolistas de LaLiga supera sus números desde el retorno del moañés al Celta

Iago Aspas, a la derecha de la imagen, celebra su gol al Espanyol con Solari y Mallo, con Óscar y Paciencia a la izquierda. // EFE

Iago Aspas ha arrancado el campeonato en modo irresistible, con uno de esos goles de extrema dificultad que solo están al alcance de unos pocos elegidos y que él acostumbra a sacarse de la chistera de cuando en cuando. Balaídos se preparaba para el descanso el partido contra el Espanyol cuando el astro céltico se adelantó en carrera a perico Leandro Cabrera para cazar un centro de Solari y, casi sin ángulo, cruzar con la puntera de la bota el balón al palo contrario dejando pasmado de Lecomte.

Una obra de arte que ilustra a la perfección cómo se fabrica un gol de la nada y que el morracense añade a la antológica colección de maravillas que viene acumulando sin freno desde su triunfal regreso al Celta. Cantidad y calidad no están reñidas para Iago. El tanto al Espanyol hace el 200 de su carrera profesional, con la particularidad de que el delantero celeste no ha acostumbrado madrugar en estos años para acudir a su cita con el gol.

Lo hizo, de penalti, el pasado curso, pero su gol en Balaídos al Atlético de Madrid no bastó para evitar la derrota del Celta, que cayó 1-2 frente a los de Diego Simeone en el debut liguero ante su gente. Y la irregularidad acompañó a la estrella del Celta en las jornadas siguientes, hasta el punto de que Eduardo Coudet tuvo que pedir a la afición celeste una ovación para él en el minuto 10 de partido con la esperanza de que los ánimos del celtismo desatasen su genio. Aspas respondió marcando un doblete al Barcelona. y acabó el curso con 18 goles, la cuarta cifra más alta de su producción en Primera División. El morracense es uno de los pocos jugadores que ha anotado 14 o más goles desde su regreso al Celta, algo que está al alcance de los grandes cracks de LaLiga. De los artilleros que militan actualmente en el campeonato español solo supera su producción goleadora Karim Benzema. El francés ha anotado 132 goles por los 121 que contabiliza Aspas desde su regreso a Vigo. Desde 2015, el escalafón goleador de LaLiga lo encabeza Leo Messi (188), seguido de Luis Suárez (160) y Benzema. Aspas es, de largo, el mejor de los españoles, con una clara ventaja sobre Gerard Moreno, que suma 93 goles.

El hecho es que, tarde o temprano, la cita con el gol es inexcusable para Iago que, tras igualar la pasada temporada el récord del gran David Villa, persigue ahora convertirse en el primero en conquistar cinco trofeos Zarra. Con 35 años cumplidos el pasado 1 de agosto sería todo un logro. Coudet espera que marque no menos de 20 goles o al menos así lo ha deslizado el técnico en un simpático vídeo con un joven aficionado.

Y la temporada no ha podido comenzar mejor. Iago ha entrado en LaLiga sumamente enchufado, algo que ya podía intuirse con los 8 goles (cinco en un mismo partido) que ha marcado durante la pretemporada. La racha ha continuado en la competición oficial frente al Espanyol, a la espera de la visita del Real Madrid, vigente campeón de Liga y Champions, a Balaídos, donde se verá cara a cara con Karim Benzema.

El sábado tuvo enfrente a Joselu Mato, que también se estrenó como goleador en esta primera jornada con el Espanyol al convertir un penalti cometido por Mingueza en el descuento del choque. Joselu, Gerard Moreno y Raúl de Tomás se perfilan de nuevo como sus principales rivales en la pugna por el trono del gol nacional.

Pese al ninguneo de Luis Enrique, que ha obviado sistemáticamente sus méritos en las convocatorias de la selección, Aspas no ha perdido la esperanza de estar dentro de unos meses en el Mundial de Catar. Pero sabe que para volver a vestir la zamarra de la Roja (no lo hace desde más de 3 años) necesita marcar goles con el Celta. Y tendrán que ser muchos para hacer cambiar de opinión al obstinado preparador asturiano, que ha desoído las voces cada vez más numerosas que clamaban por la presencia de la estrella del Celta en el equipo nacional. Porque el clamor por que Iago Aspas regrese a la selección trasciende al Celta. Es desde hace tiempo una petición unánime de los profesionales y la prensa deportiva del país.

Diego Martínez, técnico del Espanyol, lo resumía a la perfección tras el golazo del céltico al conjunto perico: “Aspas siempre encuentra el espacio, no sé como lo hace pero siempre lo encuentra. Es que es muy bueno”.

Paciencia llega y besa el santo con un golazo de ‘nueve’ puro

El de Iago Aspas no fue el único estreno feliz el pasado sábado en Balaídos. La obra maestra firmada por el moañés para adelantar al Celta en el marcador se vio complementada con un segundo golazo de Gonçalo Paciencia. El portugués llegó y besó el santo con un tanto de nueve puro, además de ofrecer muy interesantes soluciones al equipo, tanto a la hora de bajar la pelota, como de asociarse en el área rival con un notable juego de espaldas a la portería. Un tipo de delantero del que el Celta carecía en las últimas temporadas. El internacional portugués brilló en su estreno, a pesar de llevar muy poco tiempo de rodaje con el Celta. Llegó a Vigo el pasado 5 de agosto, con el tiempo justo para jugar el Memorial Quinocho contra el Al-Shabab Llevaba solo unas pocas horas en Vigo. Coudet le pidió que jugase y apenas tuvo tiempo para presentarse y saludar a sus nuevos compañeros antes de vestirse de corto para enfrentarse al cuadro saudí. Pese a la falta de acoplamiento, Paciencia cumplió con creces con lo que le pidió el técnico y hasta anotó un buen gol con un remate desde el vértice del área grande que sorprendió al guardameta rival. Su gol al Espanyol no fue menos espectacular y bastante más valioso y mostró la capacidad del artillero luso para moverse en el área rival y su habilidad en el juego aéreo, superando en el salto a su marcador para remachar de forma implacable contra la red un gran centro de Javi Galán al segundo palo. Todo un aperitivo de lo que puede ofrecer al Celta.

Compartir el artículo

stats