Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Celta de Vigo

Marian Mouriño apuntala la sucesión familiar en el Celta: "Si hay que asumirla, se asumirá"

La hija del presidente del club y cabeza visible del Grupo GES habla de la "ilusión" de Carlos Mouriño por el centenario y el proyecto GS360

Marian Mouriño, hija del presidente del Celta y directora del Grupo GES, durante una conferencia en el Círculo de Empresarios Ricardo Grobas

"Todas las empresas tienen problemas en el día a día, pero en el fútbol son más notorias". Con esta filosofía afronta Marian Mouriño la presión constante a la que está sometida su familia al frente del Real Club Celta. La hija del presidente Carlos Mouriño continúa afianzando su perfil propio como gestora y este jueves participaba en el foro "Futuro de los negocios" en el Círculo de Empresarios.

En una conversación con Andrés Alonso Seisdedos, la actual administradora única del Grupo GES desgranaba su visión sobre los retos del club del que tienen el 67,92% de las acciones y sus últimas polémicas, pero también las inversiones en México y la presencia de la mujer en el mundo empresarial.

Sobre las dificultades de gestionar un grupo empresarial propietario del RC Celta, Utingal, Molduras del Noroeste, Grandes Pagos Gallegos y Norfood, tiene claro que “hay que apostar por los elementos diferenciadores, porque no es lo mismo plantar viñas que meter goles”.

La sucesión

En una pregunta que ya considera "recurrente", Marian volvió a ser señalada como principal sucesora al frente de la entidad celeste, algo que no le sorprende al ser la persona que más le ha acompañado en este proyecto de toda la familia ya que ejerció como directora de Proyección y Márketing entre 2005 y 2009.

Y aunque cree que "nunca puedes decir que te vas a quedar para siempre en un lugar", la situación laboral y social de su familia en este momento en España hace que "el sentido común y la lógica digan que nuestro futuro está aquí"; por lo que "si en algún momento hay que asumirla, se asumirá".

Y dentro de este proceso se seguirá la máxima que les ha acompañado desde niños: "todos tenemos que estar preparados para lo que pueda pasar". Mouriño recordaba como su padre les hacía partícipes de cualquier inversión, hablando de ellas con naturalidad ya que "siempre hemos estado señalados por algo".

En ese sentido también recuerda el trabajo político de su hermano, Juan Camilo Mouriño Terrazo, quien falleció en 2008 en un accidente de helicóptero cuando ejercía como secretario de Gobernación del país y mantenía una importante lucha contra el narcotráfico.

Esta misma semana tanto ella como su hijo han participado con el máximo mandatario celeste en las reuniones de trabajo desarrolladas en Madrid, "empapándose" de la gestión y el día a día del club. "¿Dónde estaremos cada uno de los familiares? Lo dirá el tiempo" afirmaba.

Estado de ánimo del presidente

Estas declaraciones llegan escasos días después de que Carlos Mouriño recibiera una considerable pitada durante la despedida de Nolito en Balaídos. En este sentido también apunta a que hay que "preparar a los niños para que lo vean con naturalidad" como con los negocios ya que "si al abuelo lo pitan no pasa nada, mañana lo aplauden".

Marian no esconde que "tienen sentimientos y se pasa mal", pero que por eso mismo hay que "preparar a los nietos porque a ellos también les tocará". Una declaración que afianza el modelo de gestión familiar del Grupo GES de cara al futuro.

Los silbidos del público presente en Balaídos estaban provocados por la decisión de expulsar a Denis Suárez este verano, aunque la gestión del caso Santi Mina también ha causado malestar en el celtismo. Sin embargo, considera que "En momentos complicados tienes que tomar decisiones difíciles por lo que hay que tener una estrategia clara".

"La justicia es la justicia y las normas del club son las normas. Las aplicas y ya está" apuntaba para zanjar una polémica en la que reconoce que "el popular siempre va a ser el artista porque los héroes son ellos", una parte del "show" en la que considera que siempre se reconoce más a los jugadores o al entrenador que al presidente.

Sin embargo, cualquier relevo a corto y medio plazo en A Sede no está en sus planes. "Tiene 79 años, a las 9 de la mañana está trabajando y por la noche sigue viendo partidos" apunta sobre el trabajo de su padre, al que reconoce que tiene un ritmo difícil de seguir. "Está tan ilusionado, viene el centenario y le brillan los ojos con ello" señala, por lo que desea que "lo disfrute el tiempo que tenga que estar".

La cantera como fortaleza: la importancia de Galicia Sports 360

Entre esos proyectos de futuro que mantienen la pasión del veterano dirigente se encuentra el Galicia Sports 360, en el que están "trabajando todos los días de forma intensísima porque es interesantísimo". Marian Mouriño considera que la creación de este hub de innovación "nos va a posicionar en instalación y educación a unos niveles que no pocos en España y Europa".

En ese sentido establece una comparación con lo que están haciendo otros equipos de España para aprovechar sus fortalezas. El Sevilla FC, con Monchi a la cabeza, destaca por los fichajes, por lo que "toda su innovación va a la captación de jugadores" señala. El Atlético de Madrid y el Betis, "en el fan engagement" por tener unas aficiones sufridoras.

Es por ello que el Celta y su modelo de cantera, solamente comparable con el Athletic Club y la Real Sociedad a su juicio, debe apostar por "proyectos que ayuden a mejorar la performance del equipo" con sistemas tecnológicos que ya se han visto en otros campos y que ya están probando en las categorías inferiores.

A ese deseo de "crear un destino de salud, bienestar, deporte e innovación" se suma la posibilidad de incorporar una plataforma de ventas y otras ayudas a otros clubes gallegos sin tantos recursos. El proyecto "GS360" como ellos lo llaman se culminará con el primer máster digital deportivo y la creación de una residencia para que acuda gente del exterior a formarse.

Negocios en México y el papel de la mujer

Nacida en España, formada en Estados Unidos y con una larga trayectoria empresarial en México, Marian cree que pese a las particularidades que acarrea el fútbol, al final "todas las compañías se rigen por estrategias, objetivos y visión". A su juicio y tres años después de su regreso a Vigo, "aquí somos mucho más competitivos y por los costes laborales los márgenes de beneficio son más reducidos".

La administradora del Grupo GES reivindica la fama de "trabajadores y emprendedores" de los gallegos que han propiciado un buen ecosistema de innovación en la comunidad.

Marian Mouriño durante su entrevista con Andrés Alonso Seisdedos Ricardo Grobas

Además, señala que pese al discurso que el presidente mexicano, Andrés Manuel López-Obrador, mantiene con la prensa sobre las empresas extranjeras, compañías como Iberdrola y Acciona mantienen todos sus proyectos allí y sentenciaba: "Hay que saber llevarse con las instituciones y gobiernos".

Al mismo tiempo considera que "ningún hombre pone en duda la capacidad de una mujer" dentro del contexto empresarial y que por ello la sociedad ya está preparada. "No soy una feminista radical, no me gusta que por ser mujer tengas que ganarte algo" señala, pero acabó entendiendo que las cuotas del 50%-50% son un mecanismo para "abrir la puerta" y que favorece que hoy en día se busquen más mujeres para estos puestos.

Compartir el artículo

stats