Iago Aspas volvió a ser protagonista en un partido del Celta. El canterano celeste catalogó la victoria como “muy importante” y destacó la dificultad de jugar con unas condiciones meteorológicas adversas. “Nosotros a la nieve no estamos muy acostumbrados en Galicia, aunque sí a la lluvia. Ha sido un partido difícil. En la primera parte hemos estado muy bien con balón, hemos tenido bastantes acercamientos, apuntó el de Moaña al término del encuentro. También lamentó que “en la primera ocasión nos han hecho gol”.

Sobre su gol al aprovechar el rechace de un penalti que él mismo había lanzado, Aspas señaló que el estado del terreno de juego jugaba en su contra. “Lo he tirado al medio porque tenía miedo a resbalarme”, comentó.

El ’10’ celeste se mostró muy feliz por sumar la victoria después de tres empates consecutivos en Liga y no ocultó la ambición de la plantilla para los próximos compromisos. “Son tres puntos importantes para salir de ahí abajo, para pensar en mirar hacia arriba, que este equipo tiene mucha hambre y mucha calidad para estar más arriba de donde está”.